LaLiga, Jornada 29 en Primera División | Barcelona, Real Madrid, Atlético

Jaque mate

Los jugadores del Barça celebran un gol ante el Athletic.

El Barcelona dio un gran paso, prácticamente definitivo, hacia el título de LaLiga Santander gracias a su confortable victoria sobre el Athletic (2-0) y a la derrota del Atlético de Madrid en el estadio de La Cerámica ante el Villarreal (2-1).

 
La remontada del conjunto villarrealense con un doblete postrero del turco Enes Unal, que había saltado al césped pocos minutos antes, concede al cuadro barcelonista una ventaja de once puntos con tan solo nueve jornadas por delante.
Compareció primero el equipo de Ernesto Valverde. Lo hizo sin el uruguayo Luis Suárez y sin Sergio Busquets, baja por sanción y lesión. No modificó el rumbo de los azulgrana, que sellaron su vigésimo tercer triunfo del curso liguero en una gran primera mitad. Paco Alcácer, el sustituto de Luis Suárez, no tardó en abrir la cuenta (m.8) y Leo Messi, otra vez magnífico, selló el 2-0. El Barcelona, brillante en el periodo inicial, en el que pudo golear, no necesitó nada más.
Acto seguido saltó al césped de La Cerámica el Atlético. Se adelantó a los veinte minutos con un polémico penalti de Jaume Costa sobre Antoine Griezmann que no desaprovechó el delantero galo. Lo tuvo todo a favor el conjunto del argentino Diego Pablo Simeone para sellar una nueva victoria, pero no lo supo aprovechar y lo pagó al final en dos acciones a balón parado que culminó Enes Unal (m.82 y 91).
El Atlético, que ya lo tenía difícil para impedir el título barcelonista, ahora se marcha al parón por los partidos amistosos de las selecciones al filo de lo imposible. Daño colateral: Griezmann y Vitolo, que fue expulsado al final, no podrán jugar la próxima jornada contra el Deportivo.
Mientras tanto, los hombres de Javi Calleja recuperan la quinta posición al aprovecharse también de la derrota del Sevilla en el estadio de Butarque ante el Leganés (2-1) en otro choque liguero decepcionante para el bloque del italiano Vincenzo Montella.
Con un once muy similar al que hizo historia en Old Trafford ante el Manchester United, el Sevilla volvió a mostrar su gris cara liguera, en la que se está complicando hasta la Liga Europa. Unai Bustinza, de cabeza, comenzó a castigar el mal encuentro de los sevillistas, a los que remató ya en el segundo tiempo Javi Eraso. El postrero tanto del mexicano Miguel Layún no hizo nada más que maquillar el resultado.
El Real Madrid protegió la tercera plaza, ya a tan solo cuatro puntos del Atlético, gracias a un póker de Cristiano Ronaldo (m.11, 47, 64 y 91) ante un valiente y atractivo Girona (6-3), que por momentos planteó una interesante batalla al cuadro de Zinedine Zidane y nunca se rindió. El luso atraviesa una racha espectacular, como en sus mejores tiempos, y ya ha superado al uruguayo Luis Suárez en la tabla de artilleros. Con 22 goles se sitúa a tres de Leo Messi.
El también charrúa Christian Stuani trató de dar la réplica en el Santiago Bernabéu, pero su doblete no bastó al Girona para alcanzar el sueño de puntuar en su primera comparecencia en el coliseo blanco, donde agradó sobremanera pese a caer. Lucas Vázquez y el galés Gareth Bale completaron la goleada madridista y Juanpe Ramírez, de cabeza como su compañero, el casillero del conjunto de Pablo Machín en un final enloquecido.
En el encuentro que completó el programa dominical, Celta y Málaga perjudicaron sus pretensiones al firmar unas tablas (0-0) que sabe a muy poco a ambos equipos. El conjunto vigués aún ve lejos Europa, aunque más complicada está la salvación para la escuadra costasoleña.
La vigésima novena jornada deparó, así mismo, la undécima destitución de un técnico esta campaña. En esta oportunidad el entrenador relevado es Eusebio Sacristán al frente de la Real Sociedad.

Un contenido de:
José Antonio Pascual / EFE

Domingo, 18 de marzo de 2018. 22:12
Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *