Noticias Sporting Gijón | La Historia de Pelayo Morilla | Copa de Campeones
Secciones

La historia de Pelayo Morilla: superarse para soñar

Pelayo Morilla en un encuentro con el juvenil (Foto: RSG).

El destacado papel del juvenil del Sporting de Gijón en la Copa de Campeones está mostrando algunas de las joyas que atesora la cantera rojiblanca. Entre los guajes que dirige el técnico Isma Piñera está llamando la atención un fino y alto centrocampista zurdo. Se trata de Pelayo Morilla, uno de los jóvenes que más prometen de la Escuela de Fútbol MareoÉl mejor que nadie sabe lo que le ha costado llegar hasta aquí. 

El ovetense Pelayo Morilla Cabal (12-7-2001) llegó al club gijonés en su segundo año de alevín, procedente del Astur. Lo hizo cargado de ilusión y con un futuro espléndido que complicó, y mucho, un fatal accidente. En su etapa infantil, una jornada familiar en la nieve, practicando ski, terminó con el joven Pelayo ingresado de gravedad, con unas cuantas fracturas de consideración, muchas horas en el Hospital y varios meses apartado de los terrenos de juego. Con paciencia, sacrificio y voluntad pudo volver a disfrutar de su pasión. Los médicos no lo tuvieron tan claro, pero Morilla sí.  
Desde entonces, su progresión ha sido vertiginosa. Prueba de ello, el Barcelona hizo una oferta al Sporting para ficharle el verano pasado. Ofreció una compensación económica y varias cantidades futuras según su progresión. La entidad asturiana, sin embargo, ejerció su derecho de ofrecerle un contrato que, finalmente, motivó su continuidad en Gijón. Su vinculación se alarga hasta 2022, las dos últimas temporadas con ficha del filial.
Precisamente, José Alberto, entrenador del Sporting B, ya le ha hecho debutar. Ha jugado a sus órdenes dos partidos este curso, en el que también se ha estrenado con la selección española sub 17. En su primer año de juvenil es uno de los mejores jugadores de la Copa de Campeones que se está disputando esta semana.
Así, gracias a su espíritu de resistencia y a su empeño por desafiar la lógica, Pelayo Morilla, de 16 años, tiene derecho a soñar. A cumplir la meta a la que aspiran todos los canteranos del Sporting: Debutar con el primer equipo en El Molinón. 

Un contenido de:
David Acebal / Pablo Guisasola

Miércoles, 02 de mayo de 2018. 20:22
Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *