Athletic Club | Analisis Momento del Equipo
Secciones

Athletic: Peor temporada que el 'Bienio negro'

Reportar vídeo


Por fin ha acabado la temporada de fútbol de nuestro Athletic club, temporada triste donde las haya, sin juego, sin aptitud, sin intensidad, sin presión de ninguna clase ni en el presidente, ni al entrenador, ni de la afición, creo que peor que las temporadas del llamado 'Bienio negro'.

Y digo peor pues porque en aquellas temporadas los jugadores eran lo que eran, más bien peor dotados futbolísticamente, que la plantilla actual que creo que es mejor y más cara, pero que su imagen ha sido más lamentable y bochornosa. Este año es peor, porque a mi entender hemos fallado todas las partes de la institución: presidente, entrenador y cuerpo técnico, jugadores y afición.  El PRESIDENTE:      Josu Urrutia fue quien apostó por Cuco Ziganda, argumentando que se lo había merecido por su trabajo de 6 años en categorías inferiores, le abandonó a su suerte sin un solo fichaje, sin apoyos claros, dejándole a los pies de los caballos cuando se veía que la plantilla no creía en su entrenador y, sobre todo creo, que flaco favor le hizo a su amigo el entrenador cuando el equipo fue eliminado por un equipo de segunda B, en situación de descenso y mantenerle en el cargo sin haberle evitado el bochornoso final de temporada.
  EL ENTRENADOR Y SU CUERPO TECNICO:  Han fallado, no han sabido trasmitir al grupo la intensidad necesaria para competir en primera división, el juego ha sido pobre, sin continuidad, sin un criterio claro de jugar con presión arriba o jugar con profundidad o bien a disputar las segundas acciones, al final el equipo no ha jugado a nada que los espectadores pudiésemos identificar. No sé si ha sido la falta de experiencia del cuerpo técnico en general, pues Ziganda ya había entrenado en primera, pero en equipos de menor exigencia.  José Angel Ziganda, creo que ha pecado de amiguismo, hacia arriba (presidente), como hacia abajo (jugadores) y lo que pudo valer para el Bilbao Athletic, con jugadores muy jóvenes, no ha sido válido para el primer equipo compuesto ya por jugadores más profesionales, que aunque muchos eran los mismos, no ha sabido trasmitirles el mensaje de profesionalidad que requería el equipo, dando demasiados minutos y cambiando las alineaciones con jugadores que posiblemente no han dado la talla. Esa ha sido la falta de confianza que ha demostrado Ziganda hacia dentro (jugadores) que no le han reconocido como lider, como hacia fuera (afición) que si le reconoció como jugador, no ha sido lo mismo como entrenador.
  En cuanto al resto del cuerpo técnico en general, no han mostrado ningún trabajo en la faceta de estrategia, ni a nivel defensivo, muchos goles por despistes, como a nivel ofensivo. No se apreciaban jugadas entrenadas, con movimientos de despistes, con fueras de banda a nuestro favor que resultaban peligro para nuestra portería, movimientos tácticos, golpeos, remates, etc..., que no se para qué servían los entrenos a puerta cerrada. Físicamente también ha sido un año muy malo, los jugadores han llegado mal al final de muchos partidos.  LOS JUGADORES:  Para mí han sido quienes más me han defraudado, pues a fin de cuentas son quienes tienen que desarrollar el juego que el entrenador les indica y trasmite como jugar y movimientos a realizar, pero la actitud y la técnica es de los jugadores y ellos son quienes deben mejorarla y no han mostrado nada y no se ha visto que el grupo haya estado con su entrenador; creo que ha habido mucha distancia y la brecha fue haciéndose cada vez mayor, porque dejaron de creer muy pronto en su técnico.  Estos jugadores me han decepcionado porque han hecho en mi persona, y sé de muchos más, DUDAR DE QUE SOMOS UN EQUIPO DIFERENTE, por las condiciones en las que competimos, incluso no ya de dudar, sino de renegar de las condiciones actuales y denunciar el impuesto revolucionario que nos imponen los jugadores y considerar que jugar con jugadores nacidos o formados en Euskal Herria, que por cierto es otra mentira y trampa al solitario, sea un handicap y no un plus para competir.
  De la plantilla actual hay un ramillete muy amplio de jugadores que se han ganado a pulso el tener que prescindir de sus servicios y de no ser así, lo único que demuestra es que debido a las absurdas condiciones que nos imponemos, seguirán siendo autocomplacientes. Hay jugadores que están jugando en el Athletic más por necesidad que por condiciones. Si realmente ha sido por el entrenador la imagen que ha dado el equipo, los capitanes no valen para nada, pues debieran de haber comunicado al presidente lo que ocurría en el vestuario y ese es el miedo que me da, que no haya sido solo cuestión de que el entrenador no ha sabido llevar bien el rumbo de la nave, sino que hay jugadores que no tienen la calidad o competitividad necesaria para jugar en primera división.  LA AFICION:  La afición ha desertado de San Mames, no sé si por lo que cuesta ser socio o por el precio de las entradas o bien porque el equipo no trasmite nada por lo que acudir al campo, que es lo preocupante, pues el Athletic en si mismo es quien debe trasmitir un sentimiento de pertenencia, y ese es el problema, que el socio y aficionado del Athletic Club ha cambiado. Ya no es ese trabajador de la Naval, de Altos Hornos o Euskalduna, ni el facultativo de General Electric o de Babcock, ni los empleados de las tiendas del Bilbao o directivos de empresas importantes y jóvenes estudiantes que se juntaban en las gradas del viejo San Mames y gritaban “aliron aliron el Athletic campeón” y se abrazaban cuando el Athletic marcaba un gol, no importando condición social o idea política, ni poder económico, todos eran hinchas, unos socios, otros abonados y otros aficionados y espectadores ocasionales que habían conseguido una entrada.
      Hoy el aficionado al fútbol y el del Athletic no es una excepción, es más sibarita, más exigente, porque los jóvenes están viendo mas mundo y si a ellos se les exige en la vida que deben prepararse con mas años de estudios, con mas masters, mas titulaciones, esperan que sus jugadores sean competitivos, mas intensos, que jueguen más fútbol y como no lo ven, se van del campo, no animan y la decepción es manifiesta.  El aficionado del Athletic Club, cree que es especial y no es cierto, todos los aficionados e hinchas de un equipo sufren igual y en ese aspecto si que para nosotros es un handicap más que un plus, pues nos disculpamos de ser mejores por competir con jugadores de Euskal Herria, y no es verdad, puesto que en el momento que el Athletic Club no esté en 1ª división, la mayoría de esas personas dejarán de ir a San Mames primero y de seguir al Athletic después.  Se han encendido las alarmas en el entorno al Athletic Club, espero que todos los estamentos que sentimos a este club, presidente, jugadores y afición nos pongamos las pilas.
AUPA ATHLETIC!!!!!!!!!!  ATHLETIC BETI ZUREKIN!!!!!!!!!
Por Demetrio Eguia. Entrenador de fútbol, socio del Athletic Club y comentarista en Onda Vasca

Un contenido de:
Deme Eguia

Miércoles, 30 de mayo de 2018. 05:41

1 comentario

  1. txapeldun

    mejor entrena que escribir no se te da muy bien

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *