La crisis azota a varios ex leones, que luchan por buscar equipo - ElDesmarque Bizkaia
Secciones

La crisis azota a varios ex leones, que luchan por buscar equipo

Un contenido de:
Asís Martín

Lunes, 29 de julio de 2013. 07:11




Si hace unos días Mikel Dañobeitia encontraba acomodo en la Segunda B de Austria, algunos ex compañeros del mediapunta de Basurto le pueden seguir la estela en vista de que al fútbol español le asola la crisis. Es un solar. En Segunda B los sueldos se reducen tanto que casi se tienen que conformar con 700 euros más piso compartido, como ofrecen algunos clubes del Sur. Cifras muy alejadas de lo que, esos mismos conjuntos, ofertaban a los futbolistas vascos y más si procedían del filial o del primer equipo del Athletic.
Con un panorama descorazonador se desenvuelvan ahora mismo casi una decena de ex rojiblancos que, por unas razones u otras, se plantan en agosto sin destino fijo e impacientes por despejar su futuro. Dos de ellos se publicitan en las sesiones AFE, en las instalaciones de Mareo, en Gijón. Son Urko Arroyo y Ander Gago, que junto a otro puñado de jornaleros del balón deben aprovechar el escaparate a fuego real y ante rivales de empaque para comporbar si convencen a los ojeadores. Casi de cero. El extremo, de debutó en el Athletic y ha jugado en Barakaldo, Atlético Baleares y San Roque de Lepe valora incluso marcharse a la Liga de Tailandia, que emerge. Ya lo hizo en la anterior tanta de AFE, el volante Ibon Gutiérrez, que la temporada pasada jugara en el Sestao River.
Unai Expósito, veterano lateral derecho, se entrena con el Barakaldo mientras rastrea el mercado. Los dos últimos cursos ha militado en el Numancia en Segunda, pero fue perdiendo protagonismo y ahora se ha quedado orillado por primera vez en su notable carrera.
Igor Angulo, un extremo zurdo rápido y habilidoso deja un Real Unión a la deriva y sopesa marcharse fuera. Ya se aventuró en su día en el Cannes francés. Ha recibido ofertas de varios Segundas B españoles, pero encuentra muy insuficiente las cantidades que le deslizan y está dispuesto a hacer las maletas. Un Segunda A le colmaría, suena el Eibar, pero parece un coto muy cerrado.
Aritz Solabarrieta, después de un variado periplo por Atlético B, Jaén, Palencia, Melilla y River, se quiere asentar en la Tercera División vizcaína. Prefiere centrarse por aquí antes de coger el petate y buscarse una vida cada vez más precaria como asalariado del balón.
Ander Lafuente, que vivió las mieles de la Segunda en Cartagena y Ponferradina, también busca equipo. Fue operado del menisco en abril tras lesionarse en un encuentro ante la Unión Deportiva Las Palmas. En su caso, maneja varias opciones. 
También el ex rojiblanco Paul Abasolo está en paro futbolístico, aunque le resta algún tiempo para recuperarse de una lesión en el tobillo. El curso pasado fue compañero de Solabarrieta e Ibon Gutiérrez en Las Llanas. La línea entre el cielo y el suelo en el fútbol es muy fina, cada vez más. A algunos les toca abrocharse el cinturón en tiempos poco boyantes, mientras los grandes clubes abonan casi 100 millones por el crack del momento. 
@javirbeltran10 

 

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *