Dépor | La explicación de Garitano a la polémica en Riazor | Deportivo

La explicación de Garitano a la polémica en Riazor

Reportar vídeo

1       

El duelo entre Deportivo y Leganés transcurrió sin excesiva polémica durante los 90 minutos, con solo una acción controvertida que provocó el enfado de la afición coruñesa. Una situación que posteriormente Asier Garitano explicaría en sala de prensa, detallando los motivos por los que sus futbolistas no devuelven la pelota "a no ser que el árbitro pare el juego o se vea que hay una lesión muy clara".

 
En el minuto 72, Celso Borges fue derribado con claridad cerca de la línea de cal que divide las dos mitades del terreno de juego. Con claros gestos de dolor, el costarricense se retorcía en el suelo mientras la pelota seguía en juego. El esférico llegó a los pies de Guilherme, que con la complicidad de los jugadores del Leganés decidió enviarla fuera para que su compañero pudiera ser atendido por los servicios médicos blanquiazules. Hasta ahí, nada sorprendente.
La respuesta del Leganés sí se salió de lo común. Reanudado el juego y con el Deportivo en inferioridad numérica, los visitantes optaron por no devolver la pelota e iniciaron una jugada de ataque que despertó la ira de la afición herculina al entender que el equipo pepinero se estaba comportando de manera antideportiva.

La explicación de Asier Garitano en sala de prensa:

"Lo avisamos a todos los equipos. No tiramos el balón fuera a no ser que el árbitro pare el juego o se vea que hay una lesión muy clara. La gente no lo entiende, pero vamos a seguir así porque no creo en eso, y más cuando vaya pasando la temporada. A finales de Liga la gente simula fatigas, gemelos arriba... Nosotros vamos a seguir jugando, lo vamos a seguir haciendo y creo en eso. No me gusta que lo hagan los rivales ni mis jugadores, de hecho la semana pasada hubo una caída de Claude [Beauvue] en la que no había nada, y hay que seguir".
"Nosotros avisamos a todos los equipos que vamos a seguir jugando. Todo lo que el árbitro no pare el juego, nosotros seguimos. Cuando hay una cosa que es muy grave no hace falta absolutamente nada porque te das cuenta y se para. Pero esas cosas de jugadores que se quedan en el suelo para perder el tiempo cuando les interesa... Tenemos un árbitro que pita las cosas que pasan y ya está, es intentar simplificar. Hasta la fecha no hemos tenido ningún problema y hoy tampoco: ni con el banquillo del Dépor ni con los jugadores del Dépor. Igual al aficionado que está viendo el partido le ha podido sorprender, pero habrá que educar a todo el mundo para eso.

Un contenido de:
ElDesmarque

Domingo, 10 de diciembre de 2017. 11:21
Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *