Dépor vs Real Betis | Jornada 23 Primera División 2017/18
Secciones
Deportivo
0-1
Real Betis

No diga gol, diga Loren

Loren intenta marcharse de Luisinho (Foto: Óscar Cajide).

Si alguien tiene dudas de Loren después de meter tres goles en la Primera división en apenas 55 minutos, que se las quite. Ahí está, ahí están sus goles. Ahí están seis puntos. Otro triunfo del Betis gracias a otro gol de Loren para pensar en Europa. Para confirmar que el Betis tiene un diamante en bruto, un delantero caro.

Porque para pensar en Europa no vale sólo con los goles de Loren, la calidad de Joaquín o la aparición de Bartra. Hace falta mucho más y no da vida a un muerto. El Dépor rozó un empate que sólo el Betis podía permitir. Al final no llegó, por suerte para el Betis. Por suerte para Quique Setién, que volvió a sacarse un once inesperado pero que tuvo su premio final.
El extraño once se vio claro sobre el césped, aunque Junior no desentonó. Eso sí, faltó velocidad y sorpresa por la banda, porque Francis de momento no llega a ese nivel. Y Boudebouz sí estuvo bien por dentro, donde debe jugar, donde sabe jugar, donde disfruta jugando. Pero el mejor del Betis volvió a ser Joaquín. El portuense se iba de los rivales como en sus mejores tiempos y estuvo a punto de sorprender a Rubén en un gran eslalon.
Pero el control del juego del Betis, que no hizo una sola falta en la primera parte, estuvo carente de punch y velocidad. Porque el Deportivo, que está para sopita y buen vino, y ya es mucho decir, metía el miedo en el cuerpo con los acelerenos de Bakkali (un disparo al poste) y los saques de esquina. Cada balón aéreo era un sufrimiento para el Betis y menos mal que nadie del Dépor remataba.
La afición de Riazor reclamó un penalti por unas manos de Amat, pero Del Cerro Grande interpretó que no hubo voluntariedad. El árbitro necesitó un entrada bestial de Bakkali para coger una tarjeta, porque sí las tenía. Andone y el extremo tuvieron que ver más de una tarjeta y si no que le pregunten a Francis.

Un depredador

Pero en el Betis hay un chaval que está bendecido. Y que su aparición en la élite, ahí están los números, está siendo bestial. Loren no lo hace fuera del área, pero dentro es un depredador. Lleva el gol tatuado a fuego como demostró ante el Villarreal y en Riazor volvió a destapar su calidad. Como en aquellos buenos días del Betis Deportivo, Loren hizo aún mejor un buen centro de Junior. Conexión made in cantera.
A partir del gol el Betis quiso dormir el partido. Entró Tello, pero desesperó. Guardado se cansó de correr y el tiqui taca que aparentemente no tenía problemas se convirtió en un aliado del Dépor. Porque el Betis no mató y cualquier rival, por muy mal que esté, te puede meter en un lío. Andone remató otra vez el poste y cada vez que asomaba por el área de Adán, que no fue muchas veces, se olía el peligro.
Y a pesar de tener mucho el balón, de no hacer una falta hasta el minuto 70, el Betis se quedó sin fuelle. Sólo las arrancadas de un gran Joaquín y el espíritu de Sergio León impideron que el Dépor se lo creyera, porque hubo un momento que sí creyó en el empate. Como hizo el Villarreal el otro día. Menos mal que Loren está en el Betis y no en el rival...
 

Todos los resultados en resultados.eldesmarque.com

Un contenido de:
Gabriel Galán

Lunes, 12 de febrero de 2018. 21:40
Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *