Noticias Celta | Flaco Gil habla del derbi
Secciones

'Flaco' Gil: "Recuerdo especialmente un derbi en Riazor que ganamos al Súper Dépor"

Reportar vídeo


No hay muchos futbolistas que puedan presumir de vestir la camiseta del Celta y el Deportivo y dejar un buen recuerdo en ambas aficiones. El caso más reciente es el de José Gil Gordillo (Sanlúcar de Barrameda, 1960), que pasó la mayor parte de su carrera en ambos clubes y disputó un total de once derbis, siete con la camiseta celeste y cuatro con la blanquiazul. Actualmente, el extremo ambidiestro conocido como "El Flaco", vive alejado del fútbol y trabaja para aguas de Mondariz. En una semana especial para el fútbol gallego, Gil habló con ElDesmarque Vigo de o noso derbi y sus recuerdos"

Pregunta: ¿Quién le puso el apodo?
Respuesta: Pues fue en A Coruña. Sebas me empezó a llamar "Flaco, Flaco" y ahí se quedó.
-Alguien que ha estado tantos años en un equipo y en el otro, ¿el sábado en el derbi con quién va?
-Buff, quien lo necesite, o en su defecto el que mejor juegue. Ahora mismo el Celta da más espectaculo que el Deportivo. Pero si me preguntas te digo que el que lo merezca.
-Entonces no se decanta por ninguno.
-Fueron dos etapas de mi vida muy placenteras. En A Coruña estuve 6 años y me trataron fenomenal y aquí en Vigo igual. No es que quiera más a uno que a otro, yo quiero que ganen siempre los dos, pero cuando se enfrenten entre ellos, el que lo merezca.
-¿Hay diferencia entre vivir un derbi con la camiseta del Celta y con la de Deportivo?
-Es lo mismo. Lo que rodea al partido en ambas ciudades te hace vivirlo así. Desde que acaba el partido anterior ya la gente por la calle te empieza a hablar del derbi.
-Aun siendo gaditano, tanto tiempo estando en el Deportivo ¿se lo pensó mucho cuando le llamó el Celta?
-Sí. me lo pensé. Yo estaba muy bien en Coruña, el problema es que Lendoiro estaba con la Diputación y yo acababa contrato. Se estaba retrasando la reunión con él, tenía la oferta del Celta y al final aposté por lo que tenía seguro, que era Vigo.
-Y su primer año en Vigo fue magnifico consiguiendo el ascenso.
-Sí, aunque nos costó arrancar un poquito. Llegamos a la navidades con la soga al cuello, sobre todo el entrenador Txetxu Rojo, pero ganamos dos partidos, empezamos a escalar puestos y conseguimos el ascenso de forma holgada. Lo pasamos mal al principio y luego fue todo felicidad.
-¿Su relación con la afición del Celta fue difícil por venir del eterno rival?
-No, caí de pie en Vigo. Hay algo que tiene la gente de Vigo y del Celta: te perdona un mal pase o un mal control, pero no te perdonan que no sudes la camiseta. Yo siempre me caractericé por eso y me lo agradecieron desde el primer día.
-¿Qué recuerdos tiene de los derbis con ambas camisetas?
-Me acuerdo de uno con el Dépor en el que ganamos 3-0 y yo metí de penalti. Al año siguiente llegué al Celta y lo primero que me dijo Maté fue: "yo sabía a donde me ibas a tirar el penalti, pero el mister me dijo que me tirara para el otro lado." Luego recuerdo uno con el Celta yendo a jugar contra el Súper Dépor a Riazor, pensando casi en no salir goleados y al final ganamos 1-2. Fue una gran alegria para la afición.
-Y usted estuvo en el famoso derbi del ascenso en el 87.
-Sí que estuve. Yo creo que buena parte de la violencia de los derbis viene de aquel partido.
-¿Cómo fue su recibimiento la primera vez que volvió a Coruña con la camiseta del Celta?
-Hubo de todo, pitos y aplausos. Hay gente que me agradeció mis años en el Dépor y hubo otros que no me perdonarán jamás irme al Celta.
Lee aquí la segunda parte de la entrevista al Flaco Gil

Un contenido de:
ElDesmarque

Miércoles, 18 de noviembre de 2015. 23:39
Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *