El verdadero significado del 'poker' en nuestro fútbol

Un contenido de:
ElDesmarque

Miércoles, 22 de Julio de 2020. 11:42
Santi Mina, celebrando un tanto.
Santi Mina, celebrando un tanto.

El fútbol es global e inclusivo en todos los sentidos. El deporte rey navega por sí mismo con una media de más de 500.000 espectadores por partido, que con la llegada del coronavirus se ha reducido hasta los 485.000. Un descenso de un 6% en el fútbol español, al que llegar más tarde a la reanudación que otras ligas le ha afectado. Alemania, por ejemplo, ha sufrido un aumento de un 27% de telespectadores, aunque eso no desprestigie el poder del fútbol nacional. La mayoría de todos esos espectadores, tanto jóvenes como más mayores, seguro que conocen las palabras que se acuñan para diferentes conceptos futbolísticos.

Esto, sin duda, es gracias a la prensa. Los medios son los grandes responsables de que haya términos que generalmente no deberían pertenecer a la categoría deportiva, pero que se usan para poder dar una mejor explicación de lo que ocurre. El poker es uno de estos conceptos. Este famoso juego de cartas en todo el mundo se ha convertido en una opción de ocio más que interesante en nuestras vidas, pero en el fútbol también ha conseguido ganarse su sitio. En cualquier glosario de una web conocida de poker, como el de partypoker por ejemplo, vas a poder encontrar todos los términos usados en este juego. Como vas a ver nada tiene que ver con su aplicación al balompié.

Es más, la palabra poker su utiliza con un mismo significado pero para distintos fines en el fútbol. Para los que lo desconozcan, se llama “poker” a una mano dentro del propio juego del mismo nombre. Lograr un “poker de ases” o un “poker de reyes” es obtener las cuatro cartas de un mismo número, es decir, los cuatro ases o los cuatro reyes de los diferentes palos. Es una mano muy poderosa y gana a casi todas las demás. Por eso, el fútbol se ha quedado con ese sentido de “cuatro” para utilizarlo con los goles y títulos que puede llegar a conseguir un jugador o un equipo.

Poker de goles

El poker de goles es un concepto que se utiliza para definir a un jugador que hace cuatro goles en un mismo partido. Es algo muy cotizado, porque si ya es complicado marcar un gol, un doblete o incluso un hat-trick, hay que imaginar lo que supone anotar cuatro tantos a lo largo del tiempo reglamentario. Es algo que está al alcance de pocos jugadores, aunque en LaLiga tenemos varios futbolistas que en los últimos años lo han conseguido. No todo son los clásicos jugadores en los que todo aficionado puede pensar, sino que hay alguna que otra sorpresa.

Una de ellas seguramente sea un jugador como Santi Mina. El vigués dejó el Valencia la temporada pasada para volver al equipo en el que se crio, el Celta de Vigo, y en el que consiguió hacer cuatro goles en un solo partido. Fue en la temporada 2014/2015 en un duelo ante el Rayo Vallecano. Y es curioso porque el ariete ha hecho 6 dobletes en su carrera, pero jamás ha llegado a hacer un hat-trick.

Estadísticas clavadas a las de Alberto Bueno. El futbolista canterano del Real Madrid que pasó por equipos como Valladolid, Granada, Oporto, Málaga y el actual Boavista, ha hecho 6 dobletes en su historia como jugador, nunca tres tantos, pero sí un poker ante el Levante. Fue en la 15/16 cuando jugaba precisamente para el Rayo. En menos de un cuarto de hora logró hacer los cuatro tantos que le dieron la victoria a su equipo.

Pero a Bueno le acompañó esa misma campaña Neymar Jr. El astro brasileño se coronó frente al Rayo Vallecano en un duelo que acabó con resultado de 5-2 y en el que Ney hizo poker de goles, dos de ellos de penalti. No se notó la ausencia de Messi en ese choque liguero. En el Santos, con la selección brasileña y con el PSG ha conseguido también un poker con cada uno de ellos, pero en LaLiga este fue el único.

Y por supuesto no podían faltar en esta categoría ni Messi ni Cristiano Ronaldo. La preciosa lucha que vivió la liga española durante tantos años entre estos dos goleadores acabó con 5 poker de goles de Messi frente a 6 de Cristiano Ronaldo. Sencillamente espectacular.

El repoker

Y aquí entramos en el terreno de la excelencia, si es que no lo estábamos ya. No solo existe el poker de goles, también el “repoker”. Se utiliza para categorizar el hacer cinco goles en un solo partido. Aquí si que son menos los nombres que aparecen en lo que a la liga española se refiere.

Cristiano vuelve a aparecer en esta categoría porque ha logrado esto en dos oportunidades. La primera fue en la temporada 2014/2015, en la que hizo tres tantos en menos de 8 minutos y luego anotó otros dos para ayudar a los suyos en una histórica goleada al Granada (9-1). Al año siguiente, fue en el RCDE Stadium del Espanyol donde hizo otros cinco en la victoria de los madrileños por 0-6. Y aun así no es el único en el Madrid que lo ha logrado.

El otro goleador voraz que tenemos que mencionar aquí es el colombiano Radamel Falcao. En su etapa tan buena que firmó en el Atlético de Madrid le hizo cinco al Deportivo de la Coruña en un mismo choque en el Vicente Calderón. En el minuto 27 comenzó la fiesta del tigre y finalizó en el 71’.

Fuera de LaLiga destacar a Miroslav Klose en la Serie A, Robert Lewandowski en la Bundesliga y Sergio Agüero en la Premier como hombres capaces de también hacer un repoker de goles.

Poker de títulos

Y al margen de los goles, el poker también puede utilizarse para los títulos. En este caso es más complicado hacer cuatro títulos en una sola temporada y los clubes que lo han logrado han entrado en un verdadero olimpo. La cosa es que solo hay un equipo que lo ha logrado, pero no se le reconoce como tal.

El Ajax de Ámsterdam logró llevarse Eredivisie, Copa de Holanda y Champions League en la campaña 1971/1972 y añadió la Supercopa de Europa correspondiente a ese año, solo que la UEFA no se la reconoce. Un poker frustrado que nadie más ha podido lograr.

El Barcelona hizo en la 2008/2009 su famoso sextete, logrando seis títulos, mientras que el Manchester United consiguió repoker en la 1998/1999 ganando Premier League, FA Cup, Copa de la Liga, Champions League y Copa Intercontinental. La Community Shield y la Supercopa de Europa se le escaparon en lo que habría podido ser algo más histórico incluso que ese Barça de Guardiola.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *