El peluquero personal de Jesé: "Voy todas las semanas de Sevilla a Lisboa a pelarlo"

Un contenido de:
María Trigo - Jesús Borrero

Viernes, 10 de Enero de 2020. 10:11

Sólo hace falta darse un paseo por la cuenta de Instagram de Jesé Rodríguez, actual jugador del Sporting de Portugal y ex del Real Betis, para comprobar que siempre va a la última y que le encanta tener cuidada su imagen. El futbolista canario sabe que es un personaje público y se preocupa por definir cada detalle, incluido sus cortes de pelo. Y cada uno de ellos, desde hace casi un año, tiene una historia muy peculiar que te descubrimos en ElDesmarque.

Después de probar varios trabajos, Brendan Uribe decidió aprender el oficio de peluquero. 10 años después, tiene dos peluquerías (una de señora, 'La Coquetee' y otra de caballero, 'Brendan Le Coiffeur') y es el estilista personal de Jesé Rodríguez, al que conoció gracias a Gonzalo Montoya, exconcursante de 'Gran Hermano 14' y una de las personas que va a participar en el nuevo reality de Telecinco 'La isla de las tentaciones'.

Brenda Uribe: "Voy todas las semanas de Sevilla a Lisboa a cortarle el pelo a Jesé. También he ido a pelarlo a París y a Barcelona"

Una charla con Brendan

Como puedes ver en el vídeo superior, pasamos una tarde con Brendan en la peluquería para que nos cuente su historia con un futbolista que ya es su amigo, alguna anécdota entre los dos, el macuto privado que le tiene preparado o para que nos enseñe este vídeo que grabaron el pasado verano durante sus vacaciones.

- ¿Cómo empezaste a ser el peluquero de Jesé?

- Joel, un amigo de Jesé que vive con él y le ayuda, conoce a Gonzalo Montoya y cuando fichó por el Betis lo llamó y le dijo que le buscara el mejor peluquero de Sevilla para Jesé. Entonces, me llamó Gonzalo y me preguntó si me importaba cortarle el pelo y que si podía ir ya ese día al hotel donde estaba. Yo le dije que iría cuando él quisiera a donde sea.

- ¿Y la primera impresión fue...?

- Cuando entré en el hotel estaba nervioso porque al principio no estás acostumbrado a recibir a un cliente así. Sudaba como unas cataratas, pero él hizo que me sintiera muy cómodo, me presentó a sus padres y a todos los que estaban allí. Me dio un trato muy amable.

Después, le asesoré un poco en el tema del corte porque vi que no le sacaba su potencial al corte, sino todo lo contrario. Le cambié el corte por arriba, el diseño y todo lo que pude con el largo que tenía, pero le cuadré un corte para futuros diseños. Cuando llevábamos unos cinco cortes (no le daba tiempo a que le creciera le pelo porque se cortaba cada tres días), ya se le veía un poco la forma que le estábamos dando y a día de hoy, es otro al que vino al Betis.

Jesé Rodríguez, con su peluquero personal Brendan Uribe.
Jesé Rodríguez, con su peluquero personal Brendan Uribe.

- Pelarse cada tres días no es muy habitual...

- Cada tres días no es habitual. Es habitual una vez a la semana, pero él jugaba tres veces a la semana y él quería estar cortado siempre antes de los partidos. A parte, le hacíamos un diseño, un dibujo, un número... Le hacíamos un diseño el sábado por ejemplo, el miércoles le hacíamos un corte normal para borrar ese diseño porque para el siguiente sábado tenía que estar preparado para otro diseño.

- ¿De quién es la idea de esos diseños?

- Al principio yo le daba consejos y le enseñaba, pero más bien es idea de los dos. Yo le enseño, él me dice y ya cuadrábamos entre los dos la idea.

Brendan: "Jesé es una persona muy humilde y conectamos muy bien. Él ha visto que yo no voy por el interés ni para hablar cosas raras"

- Sí que le tuvieron que gustar porque desde que te conoció, te lleva a todos lados

Desde que vino al Betis hasta ahora, no le ha contado el pelo nadie. Sólo yo. Estando en vacaciones en Barcelona, en París y ahora en Lisboa, he ido yo a cortarle el pelo y no una vez, sino todas las veces que quiere. Ahora se corta una vez a la semana, no cada tres días como en el Betis.

Para ir, me pongo de acuerdo con Joel, su amigo. Él se hace cargo de todos los gastos. Yo me cuadro con la peluquería porque voy y vengo en coche para no tener que cerrarla. Yo trabajo medio día, de diez a tres, y a las cuatro salgo para Lisboa y así al día siguiente tengo tiempo para trabajar el día entero. En total, son unas 14 horas entre ir, pelarlo y volver a Sevilla porque el pelarlo suelo tardar entre una o dos horas. A veces un poco más porque él está relajado, está a gusto en su casa o viendo el fútbol y nos lo tomamos con calma, entonces yo me voy adaptando sin prisas.

Algunos de los cortes de pelo que Brendan Uribe le ha hecho a Jesé Rodríguez.
Algunos de los cortes de pelo que Brendan Uribe le ha hecho a Jesé Rodríguez.

- ¿Y te sorprendió esa primera vez que te llamó para que fueras a cortarle el pelo fuera de Sevilla?

Cuando él se fue de aquí ya teníamos confianza porque le cortaba cada tres días. Es que lo veía mucho, lo veía más que a mi novia. Él me decía que yo le iba a cortar el pelo. Era algo que yo me lo creía, pero no estaba muy seguro, pero es verdad que se fue del Betis y no le ha cortado otra persona que no sea yo.

- Al final, como se suele decir, el roce hace el cariño

- Él se ha dado cuenta que puede confiar en mí, que soy una persona que no busca el interés, ni una persona que busca la fama por él. Poco a poco cogimos una relación muy buena porque es una persona muy humilde y conectamos muy bien. Él ha visto que yo no voy por el interés ni para hablar cosas raras. Yo voy a trabajar, para que quede perfecto. Voy a dar lo mejor de mí y punto. Pero de tantos cortes y verlo tantas veces le tengo cariño y se le quiere, igual que él a mí.

Algunos de los cortes de pelo que Brendan Uribe le ha hecho a Jesé Rodríguez.
Algunos de los cortes de pelo que Brendan Uribe le ha hecho a Jesé Rodríguez.

Un kit para Jesé

En el vídeo inferior, Brendan nos cuenta que tiene un kit especial sólo para el futbolista canario con todo lo necesario para llevar a cabo su trabajo a la perfección y que los cortes sean perfectos.

"Este macuto me lo compré para Jesé porque nunca hacía servicios vip y lo tengo preparado para él. Me he comprado todas las herramientas nuevas para no tener que estar cargando con las de la peluquería. Siempre me llevo máquinas de sobra, que ya una vez me tuve que dar la vuelta cuando estaba a mitad de camino de Lisboa", relata Brendan mientras va enseñando las maquinillas, las capas, los peines... "todo esto es para él solo. También tengo un luz porque le corto en zonas que hay muy como en hoteles o en su casa y con esto le puedo cortar en todas partes".

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *