La cifra astronómica que nadie quiere perder

Viernes, 27 de Marzo de 2020. 13:35
Estadio Santiago Bernabéu, propiedad del Real Madrid.
Estadio Santiago Bernabéu, propiedad del Real Madrid.

La crisis del coronavirus se ha instalado en el fútbol. Todos los equipos se encuentran confinados en sus casas, envueltos en entrenamientos individuales, y tratando de resolver las consecuencias económicas que ha supuesto un parón de este nivel. Los principales equipos españoles ya están anunciando sus ERTES mientras que Jaume Roures, responsable de Mediapro, advierte de que las consecuencias pueden ser mucho mayores si no vuelven las competiciones.

El una entrevista a RAC1, el empresario español afirma que el golpe puede ser mucho más duro para la economía de los clubes si no se reanudan los calendarios. "Los únicos calendarios viables son los que llevan a terminar más allá de junio. Esto no debe ser un problema, es una situación de fuerza mayor. Si los contratos no terminan, los futbolistas no cobran. Serán los primeros interesados en terminar cuando sea", aseguró.

"Lo más importante es acabar la temporada. No es tan importante saber cuándo empezará la próxima temporada. Si no se acaba esta temporada, se perderá el 30% de los ingresos, el fútbol europeo perdería más de 7.000 millones de euros. El fútbol no se lo puede permitir", señaló.

Jaume Roures, director de Mediapro, durante un acto.
Jaume Roures, director de Mediapro, durante un acto.

Las tres grandes vías para volver a LaLiga

Con Sanidad como encargada de dar la última palabra, Marca ha ofrecido este mismo viernes los tres grandes escenarios que, al menos por el momento, se ofrecen para reanudar el fútbol en la élite española.

El primero de ellos, el más optimista, sería cuadrar las jornadas restantes entre mediados de mayo y el 30 de junio, dejando el 15 de julio como fecha máxima -margen- si no hubiese remedio alguno.

El segundo escenario retrasaría el nuevo comienzo de LaLiga y se llevaría a la misma hasta agosto o incluso septiembre. Con la EURO suspendida, el calendario se ha liberado y con la última normativa impulsada por FIFA -mantener los contratos de los jugadores más allá del 30 de junio-, sería posible.

Para finalizar esta lista, aparece la opción más lejana y negativa: volver a jugar en septiembre. Tal y como apunta la citada fuente, sería la situación "más rádical", pero que con el paso de los días y la llegada de nuevos datos está ganando fuerza.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *