Secciones

Verona van de Leur, la campeona de gimnasia que no se murió de hambre por el porno

Domingo, 03 de Noviembre de 2019. 15:33
Verona van de Leur, exgimnasta y estrella del porno (Fotos: @veronagymnast2).
Verona van de Leur, exgimnasta y estrella del porno (Fotos: @veronagymnast2).

Tiene 33 años, pero en su juventud fue una de las mejores gimnastas del mundo. Se llama Verona van de Leur (27 de diciembre de 1985) y una dura vida le llevó a dedicarse a la industria del porno para dejar de pasar hambre, mendigar y poder vivir. Lleva años dedicada a la industria del porno.

Ella misma se encargó de contar su historia en un libro que publicó en 2014, 'Simply Verona', (del que sale ahora en su versión inglesa) y, ahora, Marca rescata. En 2002, con tan sólo 16 años, logró medallas en campeonatos de Europa y del Mundo. Todo pintaba de maravillas para ella, parecía que una nueva estrella había llegado. Nada más lejos de la realidad. En 2008 dejó la gimnasia y sus padres la echaron de casa. Su relación ya estaba mal desde hace tiempo, pero esa decisión de Verona van de Leur terminó por completo de romper su relación con su familia (con temas judiciales de por medio).

Verona van de Leur: "Si no teníamos dinero nos gastábamos 50 céntimos en pan y un tarro de mantequilla para toda una semana"

Verona van de Leur se pasó al porno

A partir de ahí, la exgimnasta entró en la decadencia más absoluta junto a su novio. Vivían como vagabundos, llegando a realizar algún hurto para tener algo que comer. "Sobrevivíamos. Si no teníamos dinero nos gastábamos 50 céntimos en pan y un tarro de mantequilla para toda una semana", cuenta Verona van de Leur. A todo esto hay que añadir denuncias por extorsión sexual, por pornografía infantil y por tenencia de armas.

Estuvo en la cárcel 72 días, pero un abogado le ayudó salir de todo ello y en 2011, su vida cambió por completo dando un inesperado giro de 360 grados. Le propusieron entrar en la industria del porno y era tal el dinero que le habían ofrecido que no pudo negarse. Y ese ha sido su trabajo en los últimos ocho años.

Tiene su propia página web, pero también hace grabaciones profesionales. Ella misma cuenta que"no soy la clásica actriz porno. Lo considero un trabajo". Aunque después de tanto sufrimiento le vayan mejor las cosas, no oculta su deseo de volver al mundo del deporte. Lo intentó ya hace unos años, pero no encontró buena acogida en la federación holandesa de gimnasia, pues sus interlocutores no se creían el relato en el que ella y otras tres exgimnastas denunciaron abusos físicos y mentales.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ElDesmarque te avisa si pasa algo importante

¿De qué quieres que te informemos?