Fichajes Real Oviedo | Objetivos Mercado de Invierno
Secciones

Un mercado tranquilo

Un contenido de:
Borja García

Jueves, 10 de enero de 2019. 17:07
Anquela, durante el partido entre el Real Oviedo y el Almería (Foto: Luis Manso).
Anquela, durante el partido entre el Real Oviedo y el Almería (Foto: Luis Manso).

El mercado invernal siempre es época para apuntalar las plantillas formadas en el verano y corregir defectos que se hayan visto en la primera parte de la temporada. Han transcurrido cinco meses desde que comenzó la competición, en el mes de agosto, y es tiempo suficiente para ver puntos fuertes y débiles de los equipos y las posiciones a reforzar en el caso de que las haya. En el Real Oviedo ya ha llegado Omar Ramos, antes de que se abriera esa ventana, al ser jugador libre, y se ha ido Aarón Ñíguez. El mercado invernal se presenta tranquilo, con el Real Oviedo sin la intención ni la necesidad de acometer ninguna operación.

No hay ninguna línea en la que los azules presenten urgencias. El año pasado los problemas eran mucho más evidentes y no tuvieron solución, con la zona ofensiva como la más floja. Pero esta temporada se hizo un esfuerzo por completarla con garantías en el mercado veraniego, con las apuestas por Joselu e Ibrahima Baldé y sumando a Toché. Todo ello en un esquema actual en el que únicamente cabe un delantero, teniendo que adaptarse alguno de los otros a la banda si sale de inicio.

Para la banda ha llegado Omar Ramos, uniéndose a las posiciones que pueden ocupar tanto Bárcenas como Saúl Berjón, y que está ocupando Viti en los últimos partidos con un notable rendimiento. El jugador tinerfeño todavía no ha podido demostrar su potencial, y se espera que explote en este 2019. En cuanto a número de efectivos, la línea de tres cuartos podría ser que menos opciones maneja.

En el mediocentro cuenta con cuatro hombres, pensado para la idea inicial del 4-3-3, que finalmente fue reemplazada por el 5-2-3, en el que se forma con dos pivotes. De esos cuatro, Folch y Tejera son indiscutibles partido tras partido y Javi Muñoz y Boateng han visto reducida a mínimos su participación con el paso de los partidos, por lo que no es una zona a reforzar. La defensa, con Javi Hernández en dinámica del primer equipo también tiene variantes y alternativas, así como los laterales, con dos por puesto, aunque las lesiones de Carlos Martínez han ido dejando el derecho descubierto, siendo uno de las puntos débiles de los azules. Bárcenas y Viti han jugado de carrileros en alguna ocasión con Anquela, así que la solución volvería a estar en casa.

De cara a la segunda mitad de competición se espera que las mejores ayudas provengan de jugadores que por circunstancias no han podido dar el cien por cien durante un número prolongado de partidos y que son diferenciales en la categoría. Saúl Berjón, Joselu y Omar Ramos acaparan los focos de los refuerzos desde dentro para el Real Oviedo, que no tiene pensado moverse en el mercado invernal.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *