LaLiga SmartBank
Sporting de Gijón
1-0, m. 4: Unai Medina
2-0, m. 31: Álvaro Vázquez
2-1
Jornada 40
13 de julio de 2020
19:30
Málaga
2-1, m. 90+3: Keidi Bare

El Sporting elige creer

Lunes, 13 de Julio de 2020. 21:26

El Sporting de Gijón se enfrentó al Málaga en el partido correspondiente a la jornada 40 de LaLiga SmartBank. Los de Djukic sumaron un triunfo importante ante los andaluces que les permite seguir soñando con llegar al play off. Gran partido de los rojiblancos que se le puso de cara desde el principio.

Cuando apenas había comenzado el encuentro, el conjunto de Djukic puso sus cartas encima de la mesa. Ya en el minuto dos un disparo de Nacho Méndez pudo adelantar a los suyos. Era solo un aviso. En el minuto cuatro no llegó el aviso. Pase entre líneas perfecto de Pedro Díaz que deja a Unai Medina solo ante Munir. El lateral no fallaba la ocasión y ponía por delante a los suyos.

La primera parte fue un monólogo rojiblanco, ante un equipo que salió con cinco defensas y que no sabía como hincar el colmillo a los locales. Álvaro tuvo la suya para que agrandar la ventaja, pero no acertó con la meta de Munir. Conforme iba pasando el tiempo fue bajando el alto ritmo de inicio de los rojiblancos y aparecieron los visitantes.

Media hora perfecta del Sporting

O eso parecía. Porque en una buena jugada colectiva y con un pase espectacular de Nacho Méndez, que dejó solo a Álvaro Vázquez, el Sporting abría camino. Una sinfonía perfecta en media hora para coger tierra de por medio con un rival que estaba inoperante y sin crear peligro.

Tras el paso por los vestuarios los visitantes mejoraron con los cambios y al dejar atrás esa opción timorata de cinco defensas. Los de Pellicer se hicieron con el balón y merodeó en muchas ocasiones el área de Mariño. Fruto de ello Hicham pudo poner el primero para los suyos, pero su disparo se marchó rozando el poste.

Fue un espejismo, o más bien un quiero, pero no puedo. Los malacitanos tenían el balón pero no tenían ideas, ni supieron como crear peligro a la meta de Mariño. Un encuentro en el que el guardamenta tuvo poco trabajo y pasó casi desapercibido.

El reloj iba llegando a su fin y a pesar de no tener el domininio, estaba más cerca el tercer gol, que la tuvo Álvaro Vázquez en sus botas, que el primero de los visitantes. Tres puntos para los de Djukic que les sirven para seguir creyendo y mostrar que no se van a rendir en este tramo final.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *