Por aquel dedo de Larry Bird me hice de los Celtics

Un contenido de:
Gorka Bizar

TemasNBA
Larry Bird anuncia su triunfo en el Concurso de triples de la NBA.
Larry Bird anuncia su triunfo en el Concurso de triples de la NBA.

Para todos aquellos que vivimos aquella época dorada de la NBA el partido del fin de semana en el TD Garden era a priori muy interesante, y es que son los dos equipos más laureados de la historia de esa competición. Boston Celtics VS Los Angeles Lakers. Recuerdo que vi aquel épico concurso de triples de 1988 celebrado en Chicago por la tele. Dale Ellis y Larry Bird llegaban a la final y el bueno de Ellis conseguía 15 puntos.

Llegaba el turno de Larry Bird, que llegó al último carro con 13 puntos, falló los dos primeros tiros y para ganar necesitaba meter los tres últimos. Entraron los dos primeros y solo faltaba el tricolor. El que tenía un valor doble.

Aquel balón salió de sus manos y mientras volaba Larry levantó su mano derecha con el dedo índice señalando al cielo y yo pensé... ¡¡no puede ser!! Pues fue. Entró y ganó. Desde ese día soy de los Celtics y, como no podía ser de otra manera, de Larry Bird.

Larry Bird, de los Boston Celtics, un tirador exquisito en la historia de la NBA.
Larry Bird, de los Boston Celtics, un tirador exquisito en la historia de la NBA.

Quizás si hubiera esperado a ver el concurso de mates justo después me hubiera hecho de los Bulls y de aquel espectacular Michael Jordan, del cual colecciono playeras, pero no... me hice de los Celtics. ¡Y no me arrepiento!!! Era una maravilla ver jugar a aquel quinteto... Parish, McHale, Bird, Ainge y Johnson, conocido como DJ.

Así que anoche después de ver un recordatorio de aquella época, vi con ilusión como los Celtics plantaban cara a los Lakers de hoy en día que tienen al Rey LeBron James, Anthony Davis y Marc Gasol entre otros...

Larry Bird, el retirado número 33 de los Boston Celtics, uno de los mejores jugadores de la historia.
Larry Bird, el retirado número 33 de los Boston Celtics, uno de los mejores jugadores de la historia.

Fue un partido con alternancias continuas en el marcador pero nunca con un claro dominador, más bien iba por rachas. Se llegó al final del partido sin decidir, muy apretado... Lakers arriba de uno 95-96 y posesión.

Pero un mal pase propicio un robo balón para Jaylen Brown, pase atrás hacia Kemba Walker que se levanta desde el lateral de la bombilla y ups... falla. Fin del partido. ¿Y si llega a ser mi Larry el que hubiera lanzado?

Esperanzado al menos porque creo que este año puede ser que Boston vuelva a recuperar su sitio como equipo más laureado... y es que Lakers y Celtics con 17 anillos cada uno puede ser que se vean otra vez las caras en la final. ¡De mientras seguiré recordando aquel dedo apuntando al cielo!

1 comentario

  1. Egokiñe

    Excelente crónica deportkva

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *