Jon Pascua: "En el Athletic el nivel de exigencia del portero está un poco más alto que el del equipo" - ElDesmarque Bizkaia
Secciones

Jon Pascua: "En el Athletic el nivel de exigencia del portero está un poco más alto que el del equipo"

Un contenido de:
Asís Martín

Miércoles, 04 de junio de 2014. 08:36

Jon Pascua ha cumplido su cuarta campaña en Sudafrica.

"This is Africa"... Para lo bueno y lo malo el continente africano es un mundo aparte, que fascina pero que también agota mentalmente. Por eso cada vez que Jon Pascua Ibarrola, entrenador de porteros de los Mamelodi Sundowns, vuelve a su Bermeo respira relax. En ElDesmarque nos juntamos con el expreparador de guardametas del Athletic para darle la bienvenida y hablar de su materia prima, los hombres que se ponen bajo palos.
Jon viene de ganar la liga sudafricana y afronta un nuevo año repleto de competiciones, pero no oculta su deseo de regresar a la Liga española y, cuando el tiempo lo diga, a Lezama donde tenía en mente un "proyecto ambicioso para el fútbol base que habría implantado en tres años si hubiera continuado en el club", explica.
Pese a la distancia sigue al hilo de los porteros rojiblancos, varios de ellos han pasado por sus manos, y sabe que además es "una de las porterías más complicadas". Y es que entiende que en San Mamés "el nivel de exigencia sobre el trabajo del portero está un poco más alto que el del equipo". En esta entrevista nos habla de Gorka Iraizoz, de 'su' Iago Herrerín, de Kepa Arrizabalaga y hasta de Aitor Fernández que, pese a sus condiciones y ser varias veces convocado en Liga y en UEFA, nunca llegó a debutar con el primer equipo.
- Aspaldiko, Jon. ¿Qué tal la vuelta a casa? Te da la vida acercarte a Bermeo...
Pues la verdad es que si. El estar cuatro años fuera te hace valorar muchísimo lo que tienes cuando vuelves. Disfrutar de la costa es un auténtico lujo, además de la familia y amigos. De vivir en Bermeo, que tiene cerca de 17.000 habitantes, a hacerlo en Johannesburgo, que tiene casi 6 millones, la diferencia es brutal. A menudo irme a cenar a un restaurante es como ir de Bermeo a Gernika, o incluso a Bilbao, dependiendo de la zona de Johannesburgo a la que me dirija. Allí sin GPS y coche, no tienes nada que hacer.
 
- ¿Se hace dura la experiencia africana una vez van pasando los años?
Cada vez va pesando más, sobre todo el tema de la distancia y de la cultura. Tengo una vida muy centrada en el trabajo en la cual hecho mucho de menos la vida a la europea y cosas que para mi antes eran normales y que ahora no las puedo hacer, como salir a dar un paseo por la calle.
 
El trabajo en la portería es de alta especialización. - No te disgustaría volver a Europa, y supongo que preferentemente a la Liga española...
Es que para mi en estos momentos volver a Europa me parece estar en casa, viniendo de donde vengo, aunque indudablemente preferiría volver a España. Pero siendo realistas, en un trabajo como este es complicado, tan solo hay 20 plazas en España, si lo que quiero es seguir ligado a la etapa de rendimiento al más alto nivel. Tampoco quiero volver a toda costa y a cualquier precio, tiene que ser algo que realmente me atraiga.
 
- ¿Has sondeado el mercado o te lo tomas con calma?
Pues la verdad es que no lo he hecho. Me he movido muy poco, por no decir que nada. He hecho concretamente dos llamadas, pero más a personas que considero amigas que a representantes propiamente dichos. Me cuesta mucho perdir favores, o hablar con agentes que ni siquiera conozco personalmente. No me gustaría ver mi nombre sea ofrecido en 40 clubes, sin ni siquiera saber con quién voy a trabajar y cómo. Creo que si tiene que llegar llegará, y que disfrutaré más de lo conseguido de esta manera.
 
- ¿Volver a trabajar en Lezama en el Athletic es algo que pasa por tu mente?
Es algo que siempre esta ahí, pero para eso tiene que haber una oferta y luego valorarla a todos los niveles y ver si puede haber un punto de encuentro. No obstante seguramente llegará un día en el que volveré. Sé que puedo aportar a cualquier nivel porque soy de esas personas que me implico en lo que hago, soy apasionado en mi trabajo y tengo capacidad de desarrollar ideas y proyectos. Tenía un proyecto ambicioso para el fútbol base que habría implantado en 3 años si hubiera continuado en el club. Siempre pienso en qué hubiera pasado si hubiera logrado implantarlo y darle una continuidad. Creo que la línea de trabajo era buena, y también la visión de lo que debería de ser el trabajo del fútbol base con los porteros. Quizás algún día pueda verla.
 
En algún momento se le juntaron 5 porteros internacionales. - ¿Qué balance haces a nivel deportivo de tu reciente campaña con los Mamelodi Sundowns?
El club está en pleno crecimiento. Han habido muchos cambios de dirección, tanto general como deportiva, con cuatro entrenadores en cuatro años… pero finalmente creo que el club ha encontrado el rumbo. Los datos lo reflejan, este año hemos ganado la liga y hemos realizado el récord histórico de puntos de la Premier Soccer League sudafricana.
 
- Y tu trabajo de orfebrería con tus porteros... tu 'ejército de las sombras'...
Son un regalo para mi como entrenador. Recogen todos aquellos valores que deseo en una persona y un deportista. Este año el reto era Kennedy Mweene (Internacional de Zambia) que acaba de llegar el club, intentar colocarlo al nivel que creo puede llegar, aunque aún me falta construir un año más sobre lo que hemos conseguido hasta el momento. Con Wayne Sandilands (Internacional de Sudáfrica) el trabajo ya estaba hecho, ha sido seguir en la rueda y mantenerlo, pues llevamos ya 4 años trabajando juntos. Denis Onyango (internacional de Uganda) ha estado cedido y luego he disfrutado también mucho con Thela Ngobeni, un joven al que hicimos debutar en la Premier Soccer League en el último partido de liga. Un portero joven que ha peleado por ser la mejor versión de sí mismo durante todo el año, sabiendo que no iba a tener opciones de jugar. Eso yo lo respeto mucho. Seguramente tengo el mejor departamento de porteros de África, no tengo ninguna duda.
 
- A nivel personal prosigue una experiencia radicalmente distinta a vivir en Euskadi...
No tiene nada que ver, he vivido en Bermeo, Vitoria, Zaragoza, Cáceres, Plasencia y Badajoz y no hay ni comparación con lo que vivo aquí cada día. Es una experiencia que engancha a la vez que desgasta. Emocionalmente he pasado momentos muy duros, pero siempre salgo adelante, no soy de los que abandonan. He disfrutado mucho y también, por qué no decirlo, sufrido. En esta vida siempre hay que pagar un peaje por conseguir lo que queremos y yo en ese aspecto estoy pagando el mio. En la vida nadie te regala nada, por lo menos en mi caso. Eso sí, soy yo quien decide porque podría volver a España, y estar en casa sin trabajar si no saliera ninguna oferta, pero de momento creo que tengo gasolina.
 
- Vamos con más porteros. Desde la lejanía sabes que en Bilbao el trabajo de Gorka Iraizoz ha sido aclamado como su mejor temporada desde que llegó al club...
Yo creo que la actuación de un portero viene también acorde al nivel que está mostrando el equipo, y en esta ocasión creo que se ha cumplido este hecho. El problema es que muchas veces no se hace balance teniendo en cuenta este hecho. Entonces las valoraciones no son justas. El nivel del juego de Gorka Iraizoz, como la temporada pasada, seguramente habrá estado acorde al nivel del equipo.
 
Pascua está con ganas de regresar a la Liga. - Y no es fácil ser portero del Athletic y recibir halagos. Tú bien lo sabes...
Yo creo que es una de las porterías más complicadas, aunque por otro lado decir que también es muy agradecida para con el equipo. Tal y como he dicho en muchas ocasiones, el nivel de exigencia sobre el trabajo del portero está un poco más alto que el del equipo. Quizás ajustando un poco esto acabaríamos con el famoso “fantasma” de la portería.
 
- Tu 'sobrino' Iago Herrerín ha cumplido y ha elevado la exigencia del puesto...
Creo que está creciendo. No tuvo suerte cuando entró y al final finalizó la temporada donde comenzó, pero considero que ha sido un buen año para él porque ha tenido la oportunidad de ir entrando. Para mi tiene que ser paciente y esperar de nuevo su oportunidad, que igual puede llegar dentro de 1, 2 ó 3 años, nunca se sabe. Es joven, y no va a estar mejor que en Athletic en ningún sitio. Eso hay que valorarlo. Tiene que seguir trabajando sin obsesionarse con la titularidad, y tarde o temprano llegará su momento. Y sobre todo disfrutarlo, porque es uno de los dos porteros del Athletic. Eso no lo puede decir cualquiera. Esta es una carrera de fondo, y en una demarcación como la del portero hay que tener paciencia.
 
- La papeleta más difícil es la de Raúl y la del club con su año de contrato...
No creo que sea una papeleta. Yo pienso que lo normal sería renovarlo. Con nuestra tradición y política, no creo que estamos en la posición de poder desprendernos de él. De todas formas esas decisiones dependen también de lo que quieran hacer con lo que viene por abajo. En este tipo de decisiones se mira un poco el “departamento” completo y las necesidades del primer equipo teniendo en cuenta también lo que puede suministrar la cantera.
 
- ¿Crees que a Kepa Arrizabalaga le vendría bien una cesión o que el Bilbao Athletic es un buen acomodo para él de momento?
El problema para cederlo es que sólo ha jugado 32 partidos en Segunda B en dos temporadas. Colocarlo en un Segunda división y que vaya a jugar es complicado. Yo lo mantendría en el Bilbao Athletic jugando toda la temporada y viendo un poco más detenidamente su proyección e ir trabajando muchísimo el tema táctico, que es difícil de ser mejorado si no juegas, porque ni siquiera tienes la oportunidad de cometer errores para aprender, analizarte etc... Se habla mucho de él, como se hablaba de Aitor Fernández, del que todo el mundo ya se ha olvidado y que ni siquiera llego a debutar con la primera plantilla. Tenemos que ser pacientes e ir quemando etapas. Aitor no quemó la etapa en el Bilbao Athletic ni creo que Kepa lo haya hecho. Abajo, con porteros como Kepa, hay que ir construyendo, pero a un ritmo muy rápido, sin meterle excesiva prisa por colocarlo arriba. A menudo los porteros se ven condicionados por las expectativas que se generan de ellos y eso no ayuda porque genera prisas en ellos. No obstante es tan solo una opinión, una reflexión, es como lo veo yo desde fuera, sin conocer el plan que han marcado con él estos dos últimos años.
 
- ¿Vas a disfrutar del Mundial o pretendes desconectar un poco este verano?  
No soy de esos entrenadores que ven muchos partidos de fútbol. Me centro más en nuestros propios partidos y sobre todo en hacer un análisis exhaustivo del juego de nuestros porteros en cada partido, situaciones de relación con la defensiva del equipo, inicios de ataque etc… así que creo que con eso tengo suficiente. Ahora de hecho tampoco estoy parado, sigo analizando sesiones de entrenamiento que ya he realizado, ver la mejora, que es lo que falta etc… así que como te puedes imaginar… veré aquellos partidos importantes, los que nadie se pierde. Este año, por ejemplo, al tener un nuevo portero el trabajo de vídeo ha sido bestial, asi que el “cupo” de fútbol esta ya más que cumplido. Además de que el día 23 de este mismo mes comenzamos a entrenar y tengo que volver fresco pues la temporada que viene jugaremos la Champions de Africa, la liga y 3 competiciones de copa que harán el año muy largo y duro. Un subir y bajar de aviones y una aventura espectacular.
@asismartin

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *