Notificaciones

España resuelve, Ricky brilla (77-88)

Un contenido de:
Álvaro Ramírez (Saitama)

Ricky Rubio anota ante Japón.
Ricky Rubio anota ante Japón.

La selección española de baloncesto resolvió con relativa comodidad su primer partido en el torneo olímpico venciendo a Japón por 77-88, con un Ricky Rubio en plan estrella (20 puntos, 9 asistencia, el mejor del partido) a los mandos. Con el jugador de Minnesota y con Marc Gasol manteniendo una buena cadencia de anotación (12 puntos), tampoco necesitó mucho más España para batir a la anfitriona, que apenas estuvo en el partido unos 5 minutos, de los que fueron del final del primer cuarto al inicio del segundo, cuando la ÑBA se supo seria.

Al margen de Ricky fue España algo irregular en el tiro exterior, que también mejoraba con él en el campo gracias a los tiros más cómodos de sus compañeros. Scariolo pudo repartir minutos y las sensaciones no dejan de ser buenas para el segundo partido, el jueves ante Argentina.

España tardó en carburar lo que tardó Japón en querer plantar cara. El equipo de Scariolo empezó el duelo ante los anfitriones suelto, con Marc y Ricky llevando el ritmo de anotación y del partido (2-11), aunque es verdad que con las primeras rotaciones y con una perspectiva del partido demasiado cómoda el marcador se fue apretando. Estuvo España irregular desde el perímetro y Japón aprovechó para ir aproximándose en el marcador. De hecho, el porcentaje de acierto de tiro exterior nipón fue superior en el primer cuarto, Albalde y Abrines tardaron en calentar la mano y eso permitió que el marcador se apretara: (14-18) al primer cuarto.

Y esa misma tendencia de atasco y de que Japón se metía en el partido poco a poco, sobre todo a través de Hachimura, continuó al inicio del segundo cuarto... hasta que llegó a su tope. Los asiáticos llegaron a igualar el partido (26-26 a 5 minutos del final del segundo cuarto). Pero ahí acabó la broma. Una técnica de Edwards fue la detonante. España se vio con el marcador igualado y de la mano de Ricky Rubio, que estuvo inspirado en todas las facetas, empezó a despegarse. Tanto que en cinco minutos abrió una brecha de 20 puntos. Ya entraba todo, el de Timberwolves aceleraba el juego y permitía posiciones de disparo bastante más cómodas, y entonces se sumaron a la fiesta, además de Marc Gasol, Abrines, Llul, Pau... Unos minutos espectaculares de claridad ofensiva, en los que todo el que estaba por allí tenía la oportunidad de anotar. España se había puesto seria (28-48 al descanso).

Scariolo mantuvo de inicio en el tercer cuarto a Marc y a Ricky en la cancha, y el partido parecía quedar liquidado. Rubio siguió destapando el tarro de las esencias y empezó a hacer de las suyas, de todos los colores, con tiempo incluso para el espectáculo. Se sentó con 15 puntos y 8 asistencias a dos minutos del final del tercer cuarto, y el marcador se mantenía rondando los 20 puntos de margen (50-68). Japón aprovechó su ausencia para reducirla a 13 puntos al final del tercer cuarto (56-69)

Japón tuvo su reacción y ofreció pelea a través de encontrar a Watanabe (59-69 a 8 minutos), pero esta vez la cuestión la resolvieron bien en la segunda unidad. Aportaron Willy, Claver y el partido llegó controlado y con una ventaja de 13 puntos (66-81) a los tres últimos minutos. Volvieron a la pista Rubio y Marc Gasol además y de nuevo el base volvió a darle otro brillo a la roja española. El partido se acabó con control y comodidad y con la sensación de que Ricky está 'on fire'.

Todas las estadísticas, aquí.

77 - Japón (14+14+28+21): Tanaka (2), Baba (7), Watanabe (19), Hachimura (20), Edwards (8) -quinteto inicial-, Hiejima, Kanamaru (8), Schafer (5), Togashi (8) y Vendrame.

88 - España (18+30+21+19): Ricky (20), Rudy, Abalde (2), Claver (13), Marc Gasol (12) -quinteto inicial-, Pau Gasol (9), Llull (5), Garuba (1), Abrines (11), Willy Hernangómez (6), Sergio Rodríguez (9) y López-Arostegui.

Árbitros: Aleksandar Glisic (SRB), Martins Kzlovskis (LAT) y Rabah Noujaim (LIB). Sin eliminados.

Incidencias: partido de la primera jornada del Grupo C del torneo masculino de baloncesto de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, disputado en el Saitama Super Arena (Japón), sin espectadores por las medidas sanitarias contra la pandemia de coronavirus.