Un vestuario campeón: así ganó el Atlético de Madrid una UEFA tras vivir con tres entrenadores

Jueves, 02 de Abril de 2020. 09:00
Antonio López levanta en Hamburgo la UEFA del año 2010.
Antonio López levanta en Hamburgo la UEFA del año 2010.

Los tiempos han cambiado. El Atlético de Madrid de Abel Resino, tras acabar cuarto en LaLiga Santander meses antes, vivía sumergido en una importante crisis y el técnico debía abandonar la entidad con apenas seis puntos sumados en siete encuentros. Santi Denia apenas tuvo una noche y entonces apareció Quique Sánchez Flores: el hombre que salvó el año y dio paso a un sevillano criado como rojiblanco.

Rubén Pérez (Écija, 1989) pelea por salvar al Leganés, pero no hace mucho vivía sentado en el banquillo junto a las estrellas del Vicente Calderón. El sevillano debutó con Quique Sánchez Flores en la última jornada ante el Getafe, pero antes ya sabía lo que era ir convocado, entrenar y convivir con la primera plantilla.

"Teníamos un plantillón, sí", asegura al recordar, vía telefónica, aquella plantilla junto a ElDesmarque. "En general teníamos un grupo estupendo. Todos me trataron muy bien, por ejemplo estaba Reyes, que era un tío muy cercano, que sabía que yo era de Écija y que invitaba siempre a su casa. Cuando iba convocado siempre compartía habitación con él", recuerda al hablar del ya fallecido exfutbolista.

Rubén Pérez, entrenando con el Atlético de Madrid (Foto: ATM).
Rubén Pérez, entrenando con el Atlético de Madrid (Foto: ATM).

"Simao también me trataba bien, Antonio López, que era canterano, también era muy bueno con todos. Cléber Santana -también fallecido- me invitaba siempre a su casa, para mí, siendo canterano, era muy agradable eso. Ujfalusi también era muy cercano y me acuerdo también de Banega, que era muy joven, apenas tiene un año más que yo. Él se reunía más con Leo Franco y con Pernía, pero es que en general éramos un grupo magnífico", recuerda sin querer olvidar otros nombres como el de Forlán.

¿Cómo gana una plantilla la Europa League tras cambiar tanto de entrenador?

Pero, ¿cómo consigue ganar la Europa League un equipo tras tener tres entrenadores y tantos malos resultados en LaLiga Santander? Aquél equipo, después de todo, acabó noveno en la clasificación pero en Europa cumplió a la perfección.

Eliminó primero al Galatasaray, después apeó al Sporting de Portugal sin apenas problemas, dejó en el camino al Valencia de Villa, Silva y Mata, tras un 2-2 trepidante en Mestalla con goles de Forlán y Antonio López y, por si fuese poco, se cargaría al Liverpool en una trepidante eliminatoria en la que Forlán rescató a su equipo en Anfield en el 102'. (2-1, Aquilani 43', Benayoun 95', Forlán 102'). Y entonces llegó la final.

Ante el Fulham inglés, los de Quique Sánchez Flores parecían favoritos, pero tuvo que ser otra vez Forlán, el que en la prórroga, consiguiese dar el título a los suyos.

Un camino lleno de milagros y de incógnitas. El cambio de entrenador suele ser indicativo de malos resultados, pero tal y como explica Rubén Pérez "el fútbol vive de estados de ánimo. En el fútbol todo puede pasar, las rachas negativas se viven durante el año, pero siempre tienes que estar preparado porque al final siempre tienen un final. Y cuando acaben, tienes que ver el sol y, en este caso, conseguir ganar la Europa League".

Suscríbete a Mitele PLUS

Si quieres vivir en directo el final de LaLiga, suscríbete a Mitele PLUS y disfruta de los partidos de LaLiga Santander y LaLiga SmartBank todos los días ¡De lunes a domingo! Hazte Plus ya y disfruta del fútbol por 25 € al mes hasta final de temporada. ¡No hay un día sin fútbol! Con tu suscripción de Mitele podrás ver los partidos en directo y a la carta, desde cualquier dispositivo (móvil, tablet, ordenador o Smart TV). Además, tendrás a tu disposición todo el catálogo de mitele PLUS Básico, con contenidos y preestrenos exclusivos y ventajas como la descarga offline o la posibilidad de ver desde el principio un directo ya comenzado. ¡El fútbol se vive ahora desde el sofá! Hazte PLUS.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *