Un compañero para Diego Costa

Un contenido de:
Miguel Ángel Moreno

Jueves, 28 de Mayo de 2020. 22:38
Diego Costa, en una sesión del Atlético de Madrid (Foto: ATM).
Diego Costa, en una sesión del Atlético de Madrid (Foto: ATM).

Diego Costa está llamado a ser importante para el Atlético de Madrid en el reinicio del campeonato. Después de ver su año marcado por las lesiones por segunda campaña consecutiva, ha vuelto instalado en el grupo titular, que se asienta con los mismos nombres y una incógnita: el acompañante del hispanobrasileño.

La operación de una hernia discal cervical el 21 de noviembre le dejó fuera de 16 encuentros, reapareció en la ida de octavos de la Liga de Campeones ante el Liverpool en el Wanda Metropolitano y tuvo su primera titularidad en la noche de Anfield Road, el último partido antes de la cuarentena, en el que jugó 56 minutos.

Ahora está listo para ser titular, y así está quedando claro en los últimos entrenamientos del Atlético, cuyo entrenador, el argentino Diego Pablo Simeone, ya dibujó un posible once el martes, en su primera sesión con grupos de 14 futbolistas, y reiteró esa idea este jueves, en el retorno tras el día de descanso.

Diego Costa apunta a la titularidad

Un grupo en el que hay sorpresas, ya que supone una defensa sin el brasileño Felipe Monteiro -sin duda, el fichaje rojiblanco que más ha rendido en esta temporada-, en la que los centrales serían el uruguayo José María Giménez y el montenegrino Stefan Savic, y las bandas para el inglés Kieran Trippier y el brasileño Renan Lodi.

Diego Costa y Saúl, en una sesión del Atlético (Foto: ATM).
Diego Costa y Saúl, en una sesión del Atlético (Foto: ATM).

En el centro del campo, los tres futbolistas que pueden ser considerados como fijos del esquema rojiblanco, Koke Resurrección, Saúl Ñíguez y el ghanés Thomas Partey; con el jugador de moda en el Atlético antes del parón, Marcos Llorente, autor del doblete goleador que hizo a los rojiblancos eliminar al campeón de Europa.

Morata, sin competencia ante Joao Félix y Correa

A día de hoy, la punta del ataque solo tiene un ocupante seguro: Diego Costa. Estaba en el grupo teóricamente titular el martes y lo estuvo este jueves, en detrimento de un Álvaro Morata que ha trabajado en ambas sesiones con los teóricos suplentes, aunque ambos arietes ya han jugado juntos en anteriores ocasiones.

Se busca compañero para Costa. El martes fue el argentino Ángel Correa, pero después de ese entrenamiento notó una molestia que tras una resonancia magnética ha resultado ser una lesión muscular en la pierna izquierda. Sin más datos que esos, podría ser que se recupere a tiempo para el reestreno, dentro de dos semanas, en San Mamés.

El que seguro que no puede postularse a ese puesto es el portugués Joao Félix, por un doble motivo: el primero es que está sancionado por la tarjeta amarilla que recibió ante el Sevilla, la quinta de su cuenta particular, lo que le acarrea un encuentro de castigo; y el segundo es que sufre un esguince de un ligamento de la rodilla izquierda, que acarrea al menos dos semanas de baja.

Sea Correa, Morata u otro compañero, Costa parece que tiene todos los números para liderar el ataque de un Atlético que necesita recuperar el vuelo y el puesto de la Liga de Campeones, una cuestión no solo deportiva, sino de vital importancia económica para la entidad, que ha basado su crecimiento en los últimos años en parte por el rendimiento económico que le ha aportado la 'Champions'.

¿Responderá el de Lagarto (Brasil) a la confianza que pone en él su entrenador y por extensión todo el equipo? Con el '19' rojiblanco todo es una incógnita, pero la temporada pasada, después de haberse perdido una cantidad de partidos similar por una operación en el quinto metatarsiano de su pie izquierdo, su aportación fue escasa.

Los pobres números de Diego Costa

Fueron apenas seis partidos, cinco de LaLiga Santander y la ida de octavos de la Liga de Campeones contra el Juventus italiano, en los que apenas pudo aportar un gol al Alavés y una asistencia ante el Villarreal.

Unas molestias en la cadera y otras en el muslo se colaron en su reincorporación y, cuando volvió a ser titular ante el Barcelona, una protesta excesiva ante el árbitro le generó una expulsión con ocho partidos de sanción, que dio al traste con su temporada.

La situación ahora es bien diferente: dos meses y medio de parón competitivo pueden haber ayudado al ariete hispanobrasileño a afinar su forma y dejar a un lado los problemas físicos que le han acompañado desde que regresó al Atlético en 2018. También los riesgos de lesión tras tanta inactividad se elevan, y el Atlético ya lo ha vivido en carnes de Joao Félix y Correa.

El mexicano Héctor Herrera le quitaba hierro al asunto este jueves en la rueda de prensa por videoconferencia: "Son situaciones que cualquier jugador está expuesto a sufrir y creo que después de un parón tan grande, con más lógica", advirtió el 'Zorro'.

Aunque en la sesión de este jueves, basada en ejercicios de salto y fuerza, pareció verse a un Diego Costa en óptimas condiciones, también tendrá que cuidarse en esto el de Lagarto, con dos semanas por delante para afinar su puesta a punto y decidir quién será su compañero en el ataque rojiblanco.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *