La vida de Gareth Bale en Madrid: casa de lujo, coches espectaculares y mucho golf

Un contenido de:
Jairo Izquierdo Laos

Martes, 11 de Agosto de 2020. 13:22

El futbolista del Real Madrid Gareth Bale ya se encuentra plenamente de vacaciones una vez finalizada la participación del equipo blanco en Champions League. No dista mucho de su vida durante las últimas semanas, en las que ya no contaba para Zinedine Zidane, pero ahora ya podrá disfrutar por completo de su casa en La Finca y su rutina en Madrid, desveladas por The Sun.

El medio británico ha publicado un reportaje en el que se muestra su lujosa mansión en la urbanización de Pozuelo de Alarcón. También se puede ver su colección de deportivos y cuál es su lugar predilecto para jugar al golf cerca de casa.

Gareth Bale, durante un partido de golf.
Gareth Bale, durante un partido de golf.

El arquitecto Joaquín Torres diseñó la vivienda, valorada en 7,2 millones de euros en la que ya vivió otro jugador madridista como Kaká. Cristiano Ronaldo, Sergio Ramos, Zinedine Zidane, David Beckham, Karim Benzema o Ronaldo han sido también vecinos de La Finca, junto a numerosos artistas.

The Sun también desvela cuáles son los lujosos deportivos que allí guarda como el Mercedes SLS AMG, el Bentley Continental GT, el Lamborghini Huracan, el Ferrari GTC4Lusso o el Audi Q7 50 TDI que la marca alemana le ha regalado por su patrocinio con el Real Madrid.

Gareth Bale posa con su Ferrari y su Lamborghini.
Gareth Bale posa con su Ferrari y su Lamborghini.

Y, por supuesto, Gareth Bale disfruta en Madrid del golf. Al margen de sus escapadas a Sotogrande (Cádiz), el de Cardiff tiene al lado de su casa el Golf Santander. El campo, diseñado por Seve Ballesteros, es el lugar escogido para el '11' blanco para practicar su 'hobbie' favorito.

Ver esta publicación en Instagram

Let’s go @djohnsonpga 👊🏼💪🏼

Una publicación compartida de Gareth Bale (@garethbale11) el

1 comentario

  1. Juan Rodriguez Lito

    A éste le ponia un horario de entrenamiento, que solo fuese correr, de una de la mañana a las cuatro y que le estuviese prohibida la entrada a los vestuarios o cualquier relación con los demás jugadores, eso sí, en cada partido o entrenamiento que estuviese en la grada y de no hacerlo multa al canto hasta que devuelva todo la pasta facil que se está llevando. Pelo-Pincho

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *