Ignasi Miquel se rompe y no jugará contra el Málaga

Un contenido de:
ElDesmarque

Sábado, 31 de Agosto de 2019. 11:33
Ignasi Miquel, en el reciente Albacete-Girona.
Ignasi Miquel, en el reciente Albacete-Girona.

El de este domingo iba a ser un partido especial para Ignasi Miquel, pero el zaguero catalán no se va a poder reencontrar con el Málaga sobre el terreno de juego debido a una lesión de última hora que le va a tener de baja dos meses. El defensa del Girona sufre una "rotura fibrilar en el cuádriceps" de su pierna izquierda "con afectación en el tendón", una dolencia seria por la cual el club estima que su ausencia se prolongará durante ocho semanas.

Ignasi Miquel recaló en Montilivi este verano cedido por el Getafe. Al conjunto del sur de Madrid desembarcó previamente vía traspaso desde La Rosaleda, donde jugó seis meses a buen nivel pese al descenso y dejó un rédito económico importante. En Primera no tuvo continuidad con Bordalás y decidió buscar una nueva aventura bajando de nuevo el escalón y volviendo a LaLiga SmartBank para defender los colores rojiblancos del Girona. 

Ha sido fijo para Unzué en los dos primeros partidos, pero este domingo no va a poder jugar contra el conjunto blanquiazul, al que guarda cariño por ser una etapa en la que se revalorizó y mostró un buen nivel en la máxima categoría aunque el Málaga no consiguiera el objetivo de la permanencia. Esa desafortunada "rotura fibrilar en el cuádriceps" de su pierna izquierda le va a impedir participar en la tercera jornada y en varias más, pues según el Girona el central catalán va a estar dos meses de baja.

Alcalá, disponible y capitán

Otro exmalaguista y ahora central del Girona es Alcalá. El zaguero de 30 años dio uno de los primeros pasos de su carrera en Málaga. En la temporada 2006/07 compitió con el filial del equipo malagueño, que entrenaron Husillos y Añón. 17 partidos jugó el murciano en una plantilla donde había dos jugadores de la provincia que ahora están en la élite, Kiko Olivas (Valladolid) y Manolo Reina (Mallorca). Le dio la alternativa Juan Ramón Muñiz en la jornada 35 con el primer equipo. Un duelo con el Salamanca en el Helmántico, que acabó con 0-0, y donde el zaguero jugó los 90 minutos. Ese verano se marchó del Málaga y después pasó por varios clubes. Encontró la estabilidad en el Girona, donde es su quinto curso, siendo uno de los primeros espadas, capitán y pieza clave.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *