Un quebradero de cabeza que ya no lo es

Martes, 10 de Diciembre de 2019. 16:10

Los problemas en la confección de la plantilla del Málaga CF el pasado verano dejaron algunos puestos con un sólo especialista. El caso más evidente es el de la delantera, más a debate por la falta de gol del equipo malagueño. Ya se trabaja para paliarlo en la ventana invernal. Otro donde ocurre algo parecido, aunque de manera menos pronunciada, es en el lateral izquierdo. La evidencia más clara es que Víctor probó a cuatro hombres en ese costado, aunque parece que ya es una ecuación que tiene solución. Desde hace unas semanas Mikel Villanueva es un fijo ahí.

El venezolano comenzó jugando frente al Oviedo y desde entonces sólo se perdió un encuentro, frente al Alcorcón y porque tenía un compromiso internacional en Osaka con Venezuela. Con blancos y negros, pero es el futbolista que mejor rendimiento le ha dado al entrenador en el carril zurdo. Defensivamente cumple, a excepción de algún duelo como ante el Elche, y en ataque se está prodigando, donde no desentona. Ha dado alguna asistencia incluso, también marcó un gol en Riazor (ver en el vídeo superior). Como central tenía los minutos más complicados y por ahí se está ganando Mikel su hueco. Lleva 880 minutos distribuidos en 10 encuentros.

Antes pasaron por el lateral izquierdo Juankar, Diego González y Cristo Romero. El madrileño ya admitió públicamente que se siente más cómodo con extremo y, salvo imprevisto, seguirá más adelantado. Está produciendo y Víctor quiere explotar su velocidad en las transiciones. Diego, con los problemas físicos de Lombán, se ha consolidado en el centro de la zaga y se está enmendando. El partido frente al Tenerife es buen ejemplo. Cristo enlazó dos buenos partidos (Cádiz y Dépor), pero una lesión le frenó y ya no está tan presente en el día a día del primer equipo.

Mikel Villanueva celebra un gol ante el Oviedo con sus compañeros (Foto: Málaga CF).
Mikel Villanueva celebra un gol ante el Oviedo con sus compañeros (Foto: Málaga CF).
Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *