Secciones

Más allá del reloj: lo que nos perdimos de la 36ª edición de la Maratón de Sevilla

Un contenido de:
Miguel Delgado/Kiko Hurtado

Domingo, 23 de Febrero de 2020. 20:03

Si llegaron tarde a la línea de salida, quizá se perdieran la conjura del equipo '123 A Correr' antes de afrontar por primera vez los 42'195 kilómetros de la maratón. Por ahí andaban dos auténticos campeones de la distancia de Filípides, Abel Antón y Martín Fiz, pero también exdeportistas de élite de la talla de Rafa Pascual, Eli Pinedo, Pedro García Aguado, Julio Salinas o Fermín Cacho.

También antes de la salida, la organización premió la dedicación de Miguel Ríos, campeón en la edición de 1992 y que ponía, este domingo 23 de febrero, punto final a su paso por esta disciplina. Seguirá corriendo, a buen seguro, porque buenos amigos ha ganado gracias al peso del asfalto. Su llegada a meta, entre los vítores de las gradas, así lo retrata como corredor y como persona.

Un leve contratiempo hipnotizó a los asistentes en los primeros metros. Uno de los participantes, miembro del 'Club Maratón Rioja', perdió la zapatilla en mitad de la marea y decidió volver a buscarla: misión imposible. Pero no sólo la recuperó, también batió su mejor marca personal.

Y hablando de proyectos irrealizables, lo que le pasó a una seguidora cerca del kilómetro 12, de vuelta al Paseo de las Delicias. Buscando a Rafa para la foto, efectivamente encontró a Rafa, pero se quedó sin foto. "Mierda, me he quedado embobada mirándole y ni foto ni nada". Como petrificados nos quedamos todos al comprobar el ritmo de la cabeza de carrera. "Cómo vuelan los africanos", se escuchó, dos horas después de salir ya estaban de vuelta en el punto de entrada.

Las entrañas de la Zurich Maratón de Sevilla a punto de ser culminada (Foto:Kiko Hurtado).
Las entrañas de la Zurich Maratón de Sevilla a punto de ser culminada (Foto:Kiko Hurtado).

Una vez más, la Zurich Maratón de Sevilla fue la carrera de la solidaridad. De Sevilla o Ceuta, daba igual, los voluntarios, las liebres y, sobre todo, las personas, acompañaron una vez más a ciertos grupos más desfavorecidos, a niños en su mayoría, para darles un paseo por las calles de la capital andaluza. No hay mejor plan para un domingo. 15 capitanes sacó a la calle 'Carros de Fuego', pero para fuego el del sol, que ya venía pegando pasadas las 10.30 de la mañana. Bienvenidos en febrero a Andalucía.

El Sevilla, presente en la maratón de la capital andaluza (Foto:Kiko Hurtado).
El Sevilla, presente en la maratón de la capital andaluza (Foto:Kiko Hurtado).

Y es que esta es una ciudad de fútbol. Sevilla, Betis, Real Sociedad e incluso Ajax o Racing de Avellaneda, que mejor excusa que sacar a relucir tus colores. Un aficionado rojiblanco, que seguramente empalmaría con el partido de su equipo, apareció por la meta con la bufanda de Sevilla. 'Nunca se rinde', presumía el logo, pero no la llevó todo el camino. "No, no, me la dio mi hija al cruzar la última curva", menos mal, era bastante gorda.

De fútbol o de pelota. Tampoco podía faltar el homenaje a Kobe Bryant. Se vieron bebés en brazos, carritos, banderas de países, de grupos de música y muchos rockeros. Para correr una maratón, entiendan, se necesita mucho ritmo.

Kobe Bryant también estuvo presente en la Zurich Maratón de Sevilla (Foto: Kiko Hurtado).
Kobe Bryant también estuvo presente en la Zurich Maratón de Sevilla (Foto: Kiko Hurtado).

Qué decir de la habilidad del 'speaker' para comunicarse en diferentes idiomas. Español, inglés y portugués, al fin y al cabo había hasta 80 nacionalidades representadas en poco más de 42 kilómetros. Una fiesta de Sevilla para el mundo; claro, es el recorrido más llano de Europa, si uno se juega con su cuñado correr una maratón, que mejor que hacerlo a la sombra del río Guadalquivir.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *