LaLiga Santander
Sevilla
Ocampos (1-0), min 56;
1-0
Live
Jornada 34
06 de julio de 2020
22:00
Eibar

El niño Jesús y un par de milagros

Martes, 07 de Julio de 2020. 00:06

Ya no es un niño, pero por siempre será el niño Navas. Ya es un veterano, pero sigue arreglando partidos como cuando era niño. Jesús Navas, don Jesús Navas, el que probablemente sea por todo lo que representa el mejor jugador de la historia del Sevilla, apareció como niño Jesús en el partido ante el Eibar, en un duro partido ante el Eibar, para inventarse su jugada, esa que todo el mundo conoce pero nadie puede evitar. Un uno contra uno, una subida de banda, la enésima, un recorte, un amago, y un centro, esta vez por la izquierda, para que Ocampos volara y marcara un gol que puede valer una clasificación para la Liga de Campeones.

Lucas Ocampos, ese jugador que igual marca goles, que los salva. Porque el argentino, en un final agónico, en el que tuvo que ocupar la portería ante la lesión de Vaclik, salvó a su equipo con un paradón, aunque luego Navas y otros más salvaran bajo palos. Pareció un milagro, como que en la jugada anterior, la de la lesión del meta checo, la pelota en el palo, y no dentro. Sufrió de lo lindo para ganar este partido clave el Sevilla, pero pudo antes rematarlo y no lo hizo.

El partido fue duro, complicado, tenso, el Eibar se lo puso muy difícil al Sevilla, que terminó sufriendo de lo lindo, con Ocampos de portero ante la lesión de Vaclik en la penúltima jugada del partido... y haciendo una parada salvadora que bien vale un premio que se tiene al alcance de la mano.

Atascados

El Eibar, fiel a su estilo, complicó de inicio el partido al Sevilla. Una presión muy alta, una agresividad elevada sirvieron para poner en apuros a un equipo nervionense que no acertó a sacar la pelota jugada casi en los primeros 20 minutos de partido. El conjunto de Mendilibar propuso un plan atrevido, como siempre, y eso es lo que sorprendió, que no por conocido causó menos problemas, pues el Sevilla intentando varias fórmulas no conseguía superar las líneas vascas. Solo Banega buscando a Navas en la banda derecha en largo lograba generar algo de juego ofensivo en las filas locales, porque por lo demás nadie ofrecía soluciones en la generación del juego. De Jong se quedaba aislado, Munir ahogado, y Ocampos solo se activaba cuando Navas subía y la jugada ofrecía algo de claridad. El centro del campo además tenía clara superioridad azulgrana, y eso facilitaba la recuperación de la pelota del Eibar.

Banega, Fernando y Óliver lo intentaban, pero no había forma. Al menos durante esos primeros 20 o 25 minutos de presión intensa armera. A partir de ese periodo y sobre todo a partir del descanso de refresco el partido empezó a cambiar algo. El Sevilla, sin tener demasiada claridad, sí que empujó más gracias a Navas y al cambio de banda de Ocampos y Munir. El argentino entró en juego y activó el costado zurdo, inédito hasta entonces. De hecho por ahí llegaron las ocasiones más claras y los saques de esquina peligrosos. Dimitrovic hizo una de las paradas de LaLiga para salvar el gol a remate de Fernando, y luego el mismo Ocampos tras hacer lo más difícil cruzó demasiado ante el meta croata.

Una primera parte complicada para el Sevilla en lo estratégico sí que es cierto que acabó con las ocasiones más claras para los d eLopetegui y con un Vaclik sin demasiado protagonismo. Un protagonismo que sí tuvo de nuevo el VAR, o más bien cabría decir los árbitros, porque Mateu no debió atender a las razones o no hubo razones desde el VAR, en este caso de Estrada Fernández, porque ni uno ni otro advirtieron una más que evidente mano de Burgos dentro del área que evitó además un remate claro.

No resolvió los problemas de juego el Sevilla tras el descanso, aunque Lopetegui recurrió a un clásico, retrasar a Fernando en la salida de la pelota y que Banega desatascara el juego en posiciones algo más adelantadas, escalonó el centro del campo para intentar hacer llegar la pelota a los jugadores de ataque. Pero el Eibar seguía presionando muy bien y solo concedía cuando el Sevilla rompía en largo o algún jugador sorprendía. Y ahí, por enésima vez, como tantas veces, como tantos años, apareció Jesús Navas. Primero para romper por la derecha y recogiendo un excelente pase de Banega de costado a costado. Y luego para recortar incluso con filigrana y ponerla por la izquierda. No fue tampoco pecata minuta el remate de Ocampos, en escorzo y en el aire, pero lo del niño de Los Palacios volvió a ser enorme.

Un final de película de suspense

El Sevilla ya tenía la ventaja, que tantísimo había costado, ahora tocaba gestionar otro partido para intentar matarlo o no sufrir. Lopetegui hizo girar la rueda de los cambios y con Jordán el mediocampo cogió algo de aire. Y por el aire también ganó con En-Nesyri, pues empezó a coger más balones que De Jong.

Pero tampoco se vio el Sevilla cómodo con la ventaja. Muy tensionado, también cansado. Eso sí, tuvo la ocasión para matar el encuentro en un disparo de Suso que de nuevo Dimitrovic salvó milagrosamente. Pero para milagro el del remate al palo de Kike García, que superó a Vaclik en el remate... pero la pelota no quiso entrar, llorando, rechazó el palo y cayó a Jordán para que despejara.

Todavía reservaba el encuentro una jugada más, un sufrimiento más. El meta checo, lesionado en la misma jugada del palo, se fue en camilla y Ocampos, sí Ocampos, ocupó su lugar. Y lo hizo con una parada ante Dimitrovic, portero del Eibar, que salvó a su equipo del empate en la última jugada del partido antes del pitido final, que incluso tuvo suspense, porque Mateu lo aplazó a la espera del VAR. Con sufrimiento, con sudor, pero el Sevilla ganó el partido, un partido que le puede valer una Champions, la tiene al alcance de la mano. No se le debe escapar. Estos partidos son de los que sellan clasificaciones.

Todos los resultados en https://resultados.eldesmarque.com

Ficha técnica

Alineaciones

Sevilla: Vaclík; Jesús Navas, Diego Carlos, Sergi Gómez (Gudelj, min 78), Escudero (Reguilón, min 79); Fernando, Banega, Óliver Torres (Jordán, min 62); Ocampos, Munir (Suso, min 78) y De Jong (En-Nesyri, min 62).

Eibar: Dmitrovic; Tejero, Burgos, Oliveira, Rafa Soares; Diop (Pedro León, min 76), Sergio Álvarez (Atienza, min 87), Edu Expósito (Kike García, min 67), Cristóforo; Inui (De Blasis, min 77) y Sergi Enrich (Charles, min 87).

Árbitro

Antonio Miguel Mateu Lahoz.

Tarjetas

Sergi Gómez (amarilla, min 13); Sergio Álvarez (amarilla, min 36); Fernando (amarilla, min 90);

4 comentarios

  1. Ratón Colorao

    Tembloroso ? Sin orden ? Competir más ? Si verdaderamente kiere ir a por la cuarta plaza ? Donde estamos entonces ? Si el Sevillafc otra cosa no,pero competir está compitiendo desde el min 1.Ke Escudero y Sergi no deben de jugar claro pero por eso son los suplentes ,pero como hay ke refrescar jugadores por el volumen de partidos no hay otra ya ke no hay otros jugadores. Vamos ke es un Eibar ke se está jugando no meterse en problemas y venía a morder,lógico .
    Eso sí si en Bilbao ganamos te buscaré ke lo sepas ,en fin partido sufrido pero justa victoria ya ke el Eibar se pudo llevar 3 al menos si no es por su portero ,nada a seguir en plaza Champions y está jornada se enfrentan Villarreal y Getafe vamos a sacar más puntos mi Sevillafc,saludos .

  2. FRAJORBE

    Tres partes del gol es mérito de Jesús Navas. Ocampos es un buen jugador, pero lo hace más grande Navas.

  3. Ale

    A mi no me ha gustado el juego del equipo, pero es un equipo que tiene actitud, lo que le falta es calidad en definición un 9 de verdad, pero actitud tiene, es más esta cuarto por su actitud y porque juega como un equipo, seguro que da la cara en Bilbao.

  4. aldo

    La actitud del equipo deja mucho que desear. No se puede estar a mertced de un equipo que viene a tratar de ganar porque el Sevilla es un equipo previsible, que tiene muchisimos deectos, un equipo sin orden y tembloroso, porque? Si verdaderamente quiere ir a por la cuarta plaza, debe competir mucho mas, mas concentración de sus jugadores, mas intensidad, etc, Hay jugadores que no deben jugar mas, como Sergui Gomez o Escudero, no dan el nivel.En fi8n para un aficionado es una agonia ver como se comporta tu equipo.Con esta actitud en Bilbao lo tenemos claro.

Enviar comentario Ver los 4 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *