Triunfo de oficio y mucho mérito (2-3) del Sevilla Atlético en casa del líder

Un contenido de:
ElDesmarque

Imagen de un lance de partido (Foto: SFC).
Imagen de un lance de partido (Foto: SFC).

Victoria agónica la que logró el Sevilla Atletico este domingo en casa del líder, el UCAM Murcia. La zona de descenso presionaba al filial, que ganó la primera de las nueve finales que tenía por delante para salvar la categoría. Y lo hizo de la mejor forma posible.

El partido se puso cuesta arriba desde el inicio, con una pena máxima a favor del UCAM Murcia. A los quince minutos, el líder tenía la oportunidad de golpear primero pero Alfonso Pastor evitó el gol de penalti de Aketxe. Esa ocasión espoleó a los de Paco Gallardo, que no perdonarían en su primer acercamiento importante al área.

A los 24 minutos, Luismi recogió el cuero en el balcón del área y se zafó de dos rivales para plantarse en el mano a mano y batir con una senscional 'picadita' a Biel Ribas. La alegría duró poco para el Sevilla. Eliseo cometió una nueva pena máxima y esta vez no fallaría Pablo Espina, que puso el empate en el marcador.

El empate no amedrentó al filial, que tras el descanso volvió a adelantarse en el marcador gracias a un golazo de Isaac. De nuevo la alegría sería efímera, puesto que a los nueve minutos Espina igualó otra vez el marcador.

En las postrimerías del partido, el UCAM recogió el testigo y buscó un nuevo gol que asentara su liderato. El filial aprovechó esa desesperación y tras un aviso de Simo, llegaría el golpe definitivo. Iván, el pichichi, desde los once metros, anotó el 2-3 definitivo cuando se rozaba el minuto 90. Un gol que permite al filial respirar y consolidarse con 12 puntos en la zona media.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *