Lo que más me gusta de los pisos de Mestalla

Domingo, 19 de Enero de 2020. 20:01

Como paso de encenderme más y pensar en el Mallorca-Valencia, hablaré de otro acontecimiento más agradable de la semana. El viernes pasado estuve en la última rueda de prensa que hasta la fecha ha realizado ADU Mediterráneo junto a CONCOVI, Olivares, CBRE y demás entidades que están detrás del macroproyecto de la compra de los terrenos de Mestalla y la edificación en ese terreno de 414 casas, una zona comercial de la leche y algunos espacios públicos y ajardinados. Decir que son pisos para la gente de a pie parece una boutade cuando hay muchas personas en este país que duermen en la calle pase la borrasca Gloria por Valencia o no pase.

Sin embargo, a diferencia con lo que pasó con el proceso de venta, sí que me gustaría poner el foco en esta ocasión la importancia que tiene el hecho que detrás del Residencial Acequia de Mestalla no esté un grupo inversor extranjero o macrofortunas inaccesibles para los valencianos. Me hizo darme cuenta de que la gente que va a vivir ahí son personas como yo, o como usted -vale los de los pisos caros no, lo sé-. En muchos casos familias, de tres o cuatro miembros, que ponen sus ahorros ahí y que, de paso, se han presentado como una solución plausible para el marrón que tiene el Valencia CF con el estadio de Mestalla y el traslado al Nuevo Campo. Es el famoso cooperativismo y la economía social. La unión de los de abajo por un bien común. Sobre el papel mola y tiene buena pinta así que, mientras cumplan, tienen todo mi apoyo.

Los presidentes que se llevó el estadio por delante

Los más viejos del lugar, hablo de periodistas y aficionados, hemos asistido impasibles al "está Tot embastat" de Vicente Soriano y Miguel Zorío; a la quiebra técnica de Juan Soler; a Llorente que empezó con bríos para tener que terminar vendiendo hasta las acciones y el rollo aquel con Rato. Fue el primero que redujo la obra faraónica del Nuevo Estadio. A Amadeo Salvo le tocó hacer lo propio y, por llevarse por delante, hasta la venta de Mestalla y la construcción del Nuevo Estadio fagocitó a Layhoon Chan, que acometió el último rediseño que es ahora el que Anil Murthy espera que le apruebe el Ayuntamiento vía licencia de obras. Y entretanto, compradores para los terrenos y desbloquear el asunto, cero patatero.

Los representantes que comprarán el solar de Mestalla (Foto: Valencia CF)
Los representantes que comprarán el solar de Mestalla (Foto: Valencia CF)

De todas las iniciativas esta, la de ADU Mediterráneo es la que más cerca ha estado de hacer realidad el movimiento de que el Valencia CF salga del atolladero económico en el que está. Y, además, lo hará con gente valenciana. Me llamó poderosamente el dato que dijo José Manuel Martínez, de Olivares: "El 95% de los cooperativistas es valenciano. Hay uno de Bilbao, algún inglés, pero la inmensa mayoría es valenciano". Lo dicho, gente como cualquiera de la que hoy pasea por la avenida de Aragón, o que mañana irá por la Avenida Blasco Ibáñez a la uni.

Buena pinta tiene. Veremos. Entretanto, estaremos atentos porque el siguiente paso tiene que darlo el club: levantar la hipoteca que pesa sobre el solar y que es de 129 millones de euros y así entregar el terreno libre de cargas. Luego serán los cooperativistas los que tienen que llegar con el aval bancario. Será ese el principio del fin. Ojalá lo veamos. Feliz semana.

David Torres

Delegado de ElDesmarque en Valencia

dtorres@eldesmarque.com

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *