La tragedia del Valencia Mestalla, el fracaso de la política de cantera de Meriton

Un contenido de:
Javier Nácher

El Valencia Mestalla ha confirmado su descenso a la Tercera RFEF para la temporada que viene. Con su empate frente al filial del RCD Espanyol, el equipo dirigido por Óscar Fernández dejará de tener opciones para salvarse y afrontará las últimas tres jornadas sin nada en juego. El proyecto de cantera que llevaba en el alambre desde diciembre, se cae definitivamente. Los números vislumbran lo que ha sido el año deportivo. Dos victorias y 17 puntos en 23 partidos. Una renta muy insuficiente para una campaña donde todos los equipos sabían que los objetivos iban a estar más caros que nunca.

El filial blanquinegro desciende, por tanto, dos categorías en menos de un año y tendrá que hacer frente a muchas cuestiones de cara a la temporada que viene. La propiedad del Valencia CF, que siempre defendió que su proyecto se basaba en hacer crecer a la cantera, parece haber fracasado con su política.

Partido del Valencia Mestalla contra el filial del Espanyol (Foto: Valencia CF)
Partido del Valencia Mestalla contra el filial del Espanyol (Foto: Valencia CF)

¿Por qué es una tragedia para el Valencia Mestalla?

Con la nueva reestructuración de la pirámide del fútbol español, mantener la categoría de cara al año que viene se presentaba como una necesidad imperiosa en todos los equipos. Al introducir una nueva división entre LaLiga SmartBank y la Segunda B, todos los equipos por debajo de esta última se verían degradados en un rango la temporada que viene si no consiguiesen ascender. Sin embargo, aunque esto ya se podría plantear como un problema muy serio para varios clubes, el desastre podía acentuarse todavía más en los equipos que descendieran.

Y ese ha sido el caso del filial valencianista. No solo no ha conseguido mantenerse en la futura Segunda RFEF (lo cual ya significaba caer una división en la pirámide), sino que ha bajado hasta la Tercera RFEF que será la quinta categoría del fútbol español. En ella, se verá las caras únicamente contra equipos de su Comunidad Autónoma. Es decir, el Valencia Mestalla ya no jugará a nivel nacional sino a nivel regional. Esto supondrá afrontar partidos contra el segundo filial amarillo (Villarreal 'C') o ir a campos de clubes recién ascendidos de la Regional Preferente (sexta categoría).

El futuro incierto de algunos jugadores

Además, el futuro de algunos jugadores será todavía más incierto. Futbolistas que han ido alternando entrenamientos y convocatorias con el primer equipo como Koba Koindredi, Guillem Molina o Vicente Esquerdo podrían verse en la tesitura de buscar un nuevo destino fuera de Paterna. Otros nombres propios como el del emergente lateral izquierdo, Jesús Vázquez, podría ser otro de los damnificados de la situación que afrontará el filial del Valencia.

Quedan por ver las decisiones que tomará el club respecto a la academia y la plantilla del próximo curso. Parece poco probable que estos futbolistas sigan desarrollándose en el Valencia Mestalla. Se plantearían pues dos escenarios para ellos. Por un lado, ceder a estos jugadores a equipos de Primera RFEF o categorías superiores. Por el otro, incorporarlos al primer equipo y meterlos en la rotación. Algunos han mostrado mucho potencial para establecerse en Primera División. Otros, probablemente, tienen que madurar un poco más para tener un rol en el Valencia CF. De momento, lo único seguro es que el filial 'taronja' ha descendido dos categorías para la próxima temporada.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *