Secciones

La victoria que confirmó la brillantez de la temporada

Un contenido de:
Ángel Velasco B.

Viernes, 22 de Abril de 2016. 08:02

Reportar vídeo

Bajo las órdenes del colegiado Carlos Del Cerro Grande, que posee en la actualidad un bagaje de cinco temporadas en Primera división, el Real Valladolid consumó hace hoy nueve años su penúltimo ascenso a Primera división. El equipo que entrenaba José Luis Mendilibar conseguía la victoria que necesitaba para regresar a Primera tras ganar (0-2) en el estadio Heliodoro Rodríguez López de Tenerife. Los goles de Víctor y de Manchev dieron rienda suelta a la felicidad y al júbilo. ¡El Pucela había vuelto!

 
Hoy hace nueve años que el mejor Real Valladolid que ha pasado por Segunda división consiguió su objetivo y dijo adiós a la penumbra de tres temporadas en la categoría de plata para regresar a la élite por la puerta grande y con José Luis Mendilibar, uno de los últimos grandes referentes del estadio José Zorrilla, como baluarte.

Contundencia

El equipo ascendió tras aquella victoria, un partido que demostró cómo era aquel equipo blanquivioleta. El Pucela se mostró superior al Tenerife en todo momento y dejó muy pocas opciones al conjunto que entrenaba Casuco. Los de Mendilibar estaban muy seguros en defensa ya que casi no concedían ocasiones y,. también, vivían el partido con muchas alternativas en ataque. A balón parado ya se pudieron adelantar los pucelanos pero no sería hasta que mediada la primera parte, Víctor marcaba diferencias. El '21' vallisoletano seguía con su nivel de juego de toda la temporada y rompía la igualdad del marcador en el día definitivo. 
Con la victoria ya encarrilada, los visitantes siguieron en busca del gol. No se vinieron abajo ni dieron el partido por resuelto. Querían más. Mientras en las gradas del Heliodoro Rodríguez López se daba por ascendido al Real Valladolid ya que se veía que el equipo pucelano no iba a dejar escapar los tres puntos, los de Mendilibar buscaban el segundo gol para que esa sensación se pudiera confirmar. Costó pero el gol de la sentencia llegó y con él, la liberación de los nervios vividos, las tensiones sufridas, las frustraciones pasadas y las penas acumuladas.

Vladimir Manchev

Tras recibir y bajar con calidad un buen pase de Borja Fernández, Vladimir Manchev, que había llegado en el mercado invernal procedente del Levante, hacía el segundo tanto del Real Valladolid. Su toque sutil ante la salida de Bernardo cerraba el partido y el objetivo. A falta de seis minutos para el pitido final, el Real Valladolid ya era de Primera división. Brillante tanto del delantero pucelano para cerrar el partido y llevar el delirio total a las gradas y al banquillo.
Primera esperaba y lo hacía con un margen de ocho jornadas. El Real Valladolid hacía historia al firmar un ascenso tan brillante y contundente y lo hacía con un vestuario inigualable. El plantel de aquel año, lleno de calidad y desparpajo, cerraba con aquella victoria, que hoy cumple nueve años, un gran objetivo que daba paso a la celebración, aquella tan merecida y que compartieron con miles de aficionados pucelanos.
Alineación aquella tarde del 22 de abril de 2007: Alberto López; Pedro López, Javier Baraja, Iñaki Bea, Gonzalo Vicente (Alberto Marcos 28'), Iván Hernández, Álvaro Rubio; Sisinio González (Borja Fernández 73'), Víctor Manuel Fernández, José Luis Sánchez Capdevila (Vladimir Manchez 64'); y Joseba Llorente.
 

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ElDesmarque te avisa si pasa algo importante

¿De qué quieres que te informemos?