Inicio redondo

Un contenido de:
ElDesmarque

Lunes, 26 de Octubre de 2020. 21:48
Nacho Martínez, con el oval, ante el Aparejadores (Foto: J.L. Useros).
Nacho Martínez, con el oval, ante el Aparejadores (Foto: J.L. Useros).

Dominio, intensidad y presión. Con esas tres claves se hizo el SilverStorm El Salvador con el partido, especialmente en el primer tiempo, sin dejar espacio a la sorpresa. El Universidad de Burgos-Bajo Cero se estrelló en todo momento contra el muro defensivo blanquinegro, aliado a la perfección con un ataque resolutivo y contundente.

Temprano desequilibrio

Fruto de este juego llegaba el primero de los ensayos del SilverStorm, con los burgaleses arrinconados dentro de su propio campo. Los blanquinegros ganaban una buena cantidad de metros tras un golpe de castigo, con el que se propiciaba una touche que acabaría en un potente maul que Matt Smith se encargaba de subir al marcador, poniendo el 7-0 en el minuto 6 tras el acierto de Christian Rust con el pie.

No se iban a rendir fácilmente los jugadores de Juan González, que lo intentaban en los siguientes minutos, pero la defensa de los de Juan Caros Pérez se mostraba inexpugnable. La mala suerte también se cebaba con el equipo gualdinegro, que veía cómo su mejor opción, un golpe de castigo de Andrew Norton, centrado aunque un tanto lejano, se quedaba corto a causa del viento.

El Salvador seguía hurgando en la herida del Universidad de Burgos, avanzando muchos metros en cada ocasión que se presentaba ante los vallisoletanos. De hecho, sería tras un error de manejo en la veintidós burgalesa cuando llegaban los siguientes puntos, robando el balón en una melé, tras lo que se señalaba un golpe de castigo con el que Rust ponía el 10-0 en el minuto 21.

Aumenta la renta

La velocidad seguía siendo uno de los componentes esenciales del juego vallisoletano. Se recuperaba de nuevo el balón tras una melé en las inmediaciones del centro del campo, encontrando el pase a David Barrios, quien se marchaba con enorme velocidad sin apenas oposición, posando el oval bajo los palos para colocar el 17-0 con un nuevo acierto con el pie de Rust en el minuto 25.

Los jugadores de Juan Carlos Pérez insistían una y otra vez en busca de un aumento de su renta, aunque había que esperar varios minutos para conseguirlo, frenando mientras tanto todos los intentos del Aparejadores. A falta de poco más de cinco minutos para el descanso, un error de la defensa burgalesa suponía un nuevo golpe de castigo que pasaba Rust, colocando el 20-0. El sudafricano del SilverStorm El Salvador tenía una nueva oportunidad con el pie al filo del descanso, pero el viento desviaba su patada.

Sin opciones visitantes

En la reanudación los jugadores de Juan González salían decididos a aprovechar el viento a favor, elevando la presión sobre el campo vallisoletano, pero la defensa planteada por Juan Carlos Pérez continuaba mostrándose inexpugnable, provocando además errores de los visitantes para recuperar la posesión.

Iba haciendo mella en ambos conjuntos el desgaste físico, que se reflejaba sobre todo en una cierta falta de claridad de ideas en los ataques. Pero, poco a poco, iba ganando fuerza el SilverStorm, avanzando sobre campo rival y conjurando todos los intentos del Universidad de Burgos.

Era a poco menos de 10 minutos para el final cuando se volvía a mover el marcador. Un golpe de castigo sacado con gran profundidad por parte de Christian Rust permitía armar de nuevo un eficaz maul, que avanzando en ventaja se situaba sobre la línea de marca. Tras varias infracciones de la defensa burgalesa se acababa decretando ensayo de castigo, subiendo el 27-0 al electrónico en el minuto 71, y sumando en ese momento el punto bonus.

No cejaba en la presión El Salvador, que continuaba sin dejar resquicios al equipo burgalés. Un nuevo robo del balón en la veintidós visitante, con inferioridad numérica rival tras las tarjetas amarillas de Enzo Beltramino en la jugada del ensayo de castigo y de Carlos Valdivieso pocos minutos más tarde, acababa con una apertura al ala izquierda, donde Miguel Lainz avanzaba sin apenas oposición para anotar un nuevo ensayo con el tiempo a punto de concluir, colocando el definitivo 32-0 en el marcador.

Ficha técnica

32 - SilverStorm El Salvador: Juan González, Matt Smith, Nicolás Jurado, Rodrigo Fernández, Juan de Aguilera, Fernando Romanos, Gerardo de la Llana, Nacho Martínez; Pelayo Ramos, Christian Rust, Juan Martínez, Gonzalo Silva, David Barrios, Miguel Lainz y Juan Ramos.

También jugaron: Guillermo Villagrá, Guido Bruno, Ramón Montes, Diego Vidal, Pablo Silva, Alejandro Piña y Jeremy Trevithick.

0 - Universidad de Burgos-Bajo Cero: Francisco Alonso, Álex Silvestre, Mattius Pisapia, Johan Wagenaar, Ien Ashcroft-Leigh, Rubén Sanz, Augusto Sarmiento, Ruan Snyman; Nicolás Herreros, Andrew Norton, Andrés Masuyama, Pablo Rascón, Facundo López, Enzo Beltramino y Federico Castiglioni.

También jugaron: Alberto Abascal, Carlos Valdivieso, Ikifusi Matamu, Marc Sánchez, Nicolás Rocaries, Gert Cronje y Rubén Domínguez.

Marcador: 7-0, min. 6: Ensayo de Matt Smith que transforma Christian Rust; 10-0, min. 21: Golpe de castigo de Christian Rust; 17-0, min. 25: Ensayo de David Barrios que transforma Christian Rust; 20-0, min. 34: Golpe de castigo de Christian Rust; 27-0, min. 71: Ensayo de castigo; 32-0, min. 80: Ensayo de Miguel Lainz.

Árbitro: Pedro Montoya (comité vasco). Mostró tarjeta amarilla a Enzo Beltramino y a Carlos Valdivieso.

Incidencias: Partido correspondiente a la primera jornada de la División de Honor de Rugby 2020/2021 disputado en los Campos de Pepe Rojo.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *