Galicia endurece las medidas: prohíbe las reuniones de no convivientes y cierra la hostelería

Alberto Núñez Feijóo, presidente de la Xunta de Galicia (Foto: EFE).
Alberto Núñez Feijóo, presidente de la Xunta de Galicia (Foto: EFE).

La situación epidemiológica del coronavirus en Galicia ha obligado al Gobierno de la comunidad a endurecer las restricciones impuestas hasta ahora. El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha anunciado este lunes las nuevas medidas que entrarán en vigor este miércoles 27 de enero y se prolongarán, como mínimo, durante tres semanas.

El dirigente gallego ha anunciado que estas restricciones serán de obligado cumplimiento en toda la comunidad. Es decir, en los 213 concellos de la región sin excepción alguna.

Galicia eleva el nivel de restricciones al "máximo" porque "hay que minimizar las interacciones sociales".

Las reuniones sociales quedan limitadas sólo a los convivientes. "Los paseos o reuniones si se quiere ir acompañado tendrá que ser acompañado de una persona con la que se conviva. Quedan excluidas las relaciones de trabajo o por necesidad de atender a un mayor o un menor", ha explicado Feijóo en la rueda de prensa.

Por otra parte, la movilidad queda reducida al concello, por lo que no se podrá salir ni entrar de cada localidad a no ser que se trate de una causa justificada.

El toque de queda se mantiene y seguirá siendo de 22.00 a 06.00 horas, a pesar de los intentos de la Xunta de adelantarlo a las 20.00.

Asimismo, las universidades no reanudarán las clases hasta el 8 de febrero. "Desde el 8 al 17 de febrero serán telemáticas y a partir de entonces intentaremos retomarlas presencialmente".

Interior de un bar durante el estado de alarma por el coronavirus.
Interior de un bar durante el estado de alarma por el coronavirus.

El comercio no esencial permanecerá abierto hasta las 18.00 horas de lunes a viernes y cerrarán los fines de semanas, mientras que la hostelería cerrará totalmente.

La práctica deportiva quedará restringida al deporte individual y al aire libre, por lo que se procederá al cierre de gimnasios. Para correr será obligatorio la mascarilla, "si alguien quiere correr en la calle tendrá que llevarla aunque pueda mantener la distancia de dos metros", ha indicado Feijóo.

Quedan suspendidas las actividades en museos y bibliotecas y el presidente ha recomendado el teletrabajo siempre que sea posible.

1 comentario

  1. charrao

    Quiso quedar bien consus "amigos" politicos en navidad y ahora tiene que recular,un desasre

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *