Celta | Canteranos Internacionales Selección Española | A Madroa
Secciones

Todo esto con cuatro míseros campos

Un contenido de:
Alberto Bravo

Viernes, 09 de noviembre de 2018. 10:34
Aspas y Brais Méndez en A Madroa (Foto: RCCV).
Aspas y Brais Méndez en A Madroa (Foto: RCCV).

Este jueves A Madroa vivió uno de sus días más grandes en forma de convocatorias para la selección española de fútbol. Luis Enrique citaba a Iago Aspas, Brais Méndez, Jonny y Rodrigo, todos formados en las categorías inferiores del Celta de Vigo. Luis de la Fuente, seleccionador sub 21, citaba a Iván Villar y Pape Cheikh, pero España también pone sus ojos en A Madroa cuando cita a Pampín, Brais Rodríguez, Damián Rodríguez, David VilánRobert Carril.

Los números asombran, A Madroa y las categorías inferiores del Celta son uno de los centros futbolísticos que mejor trabajan la cantera en España, quizás son el que más rendimiento saca en todo el país a sus deficientes y escasas instalaciones deportivas, porque detrás de los números, de los éxitos, de las convocatorias y los internacionales la realidad es otra.

 

A Madroa cuenta con cuatro campos, cualquier aficionado puede entrar y verlos, a pesar de los esfuerzos de todo el personal encargado de ellos su estado es deficiente. No es la primera vez que el primer equipo tiene que entrenar en el campo del filial o en Balaídos porque su campo no está en condiciones.

Brais Rodríguez, Damián Rodríguez y David Vilán (Foto: RCCV).
Brais Rodríguez, Damián Rodríguez y David Vilán (Foto: RCCV).

Y es que la realidad es todavía más tozuda y triste, de los cuatro campos existentes en A Madroa sólo dos son de césped natural, para el primer equipo y el filial. En los otros dos campos, reformados por el Celta hace un par de temporadas, se entrenan el resto de equipos que forman parte del club, desde el benjamín al juvenil de División de Honor, muchos equipos a los que también se le suma el Celta Integra, que entrena como un equipo más en A Madroa.

El Celta suma internacionales, unos internacionales que enmascaran a base de sus éxitos, las deficiencias existentes en una ciudad deportiva donde 11 equipos entrenan en dos campos de hierba artificial. Este éxito puede ser flor de un día si el club no consigue ampliar su infraestructura deportiva en un plazo prudente de tiempo.

Imagen sobre el proyecto de la nueva Ciudad Deportiva del Celta en Mos.
Imagen sobre el proyecto de la nueva Ciudad Deportiva del Celta en Mos.

Independientemente del Centro Comercial que acompaña a al proyecto de la Ciudad Deportiva de Mos, el club necesita más campos, más gimnasios, más vestuarios, así podría tener no 13 equipos si no 20 o 25. Podría formar a más jugadores y convertirse en una cantera de referencia a nivel nacional. Porque todo lo logrado hasta ahora, que nadie se olvide, se ha conseguido con cuatro míseros campos.

 

1 comentario

  1. enrique

    Ciudad deportiva yaaaaaaaaaa

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *