Real Zaragoza Noticias | Precedentes de la pareja formada por Mikel González y Simone Grippo

Mikel y Grippo, la pareja maldita

Un contenido de:
D.M.

Miércoles, 11 de abril de 2018. 07:29

Reportar vídeo

Natxo González volverá a verse obligado a deshojar la margarita de cara al encuentro frente al Rayo tras la amarilla que vio Verdasca en el derbi aragonés. Con el central portugués sancionado, el trío formado por Mikel González, Simone Grippo y Bruno Perone pugnará por ocupar las dos plazas en el centro de la defensa del Real Zaragoza en Vallecas.

Podría decirse que los favoritos para el próximo duelo del equipo blanquillo son los dos primeros, Grippo y Mikel, los dos jugadores que quizá contaban con la vitola de titulares en el inicio de la campaña. Dos centrales con amplia experiencia y características complementarias, que sin embargo, apenas han tenido la oportunidad de jugar juntos a lo largo de la temporada.
Han sido diversas las razones que han provocado esta situación. La primera fue la llegada tardía del central vasco, que le obligó a coger la forma con tiempo, ausente del equipo durante las primeras jornadas. Además, la irrupción de Verdasca dejó limitadas las opciones de la pareja. Por otra parte las lesiones de ambos y las sanciones también han condicionado la presencia en el once de los dos jugadores a la vez, siendo además una dupla que no ha acabado de cuajar en los momentos en los que ha jugado junta.
Tan sólo en tres ocasiones el suizo y el vasco han compartido el centro de la zaga partiendo desde el once titular. Y en ninguna de las tres se logró la victoria. La primera fue en Almería, en el que posiblemente haya sido el peor partido del conjunto zaragozano a lo largo de la temporada, que se zanjó con 3-0. La segunda, también lejos de La Romareda, se mantuvo la portería a cero, en el empate sin goles frente al Albacete. De la tercera, pocas conclusiones se pueden sacar. Fue en el José Zorrilla de Valladolid, que acabó con derrota por 3-2 y en el que Mikel fue protagonista negativo con un gol en propia portería y lesión.
Precedentes poco halagüeños pero que poco tienen que ver con la situación actual que vive el Real Zaragoza. Con el equipo en racha positiva y ambos jugadores en buen momento de forma, muy especialmente en el caso de Mikel González, que fraguó un partido de gran nivel ante la SD Huesca, asegurándose una plaza para Vallecas. Será Natxo quien decida sobre su acompañante, pero el encuentro ante el Rayo se presenta como una oportunidad ideal para romper la racha de esta dupla maldita.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *